CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas
Industria de la tecnología

Xiaomi espera cambiar prejuicios hacia los productos chinos en México

Donovan Sung, director de mercadeo de Xiaomi, dijo en entrevista que su llegada a México presenta una buena oportunidad para demostrar que los productos chinos también pueden ser de calidad.

Donovan Sung, director de gestión de productos y mercadeo de Xiaomi, durante el lanzamiento de cuatro teléfonos en México esta semana.

Óscar Gutiérrez/CNET

CIUDAD DE MÉXICO -- En México se pueden comprar teléfonos inteligentes fabricados en varias partes del mundo: Estados Unidos, Taiwán, Corea del Sur, Japón y China.

Pero quizá muchos consumidores eviten comprar productos de este último país, porque aún existe el estigma de que lo fabricado en China es de mala calidad.

Y eso es algo que Xiaomi, la compañía considerada "la Apple china", quiere cambiar con su expansión global, ahora que ha puesto el ojo en México como el más reciente país en donde se ha establecido de forma oficial.

"La idea errónea de que los productos chinos son de mala calidad no sólo existe en México, sino en muchas partes del mundo, incluyendo a China", dijo Donovan Sung, director de gestión de productos y mercadeo de Xiaomi durante una entrevista con CNET en Español. "Creo que la mejor forma de mostrarle a la gente su error es ofrecer productos [chinos] de alta calidad a un excelente precio".

Bajo esa premisa, Xiaomi llegó esta semana a México de forma oficial, con la misma estrategia que según Sung ha sido un éxito en India. La fabricante china llega a México dos años después de haber ofrecido un par de sus teléfonos a través de distribuidores locales. En esta ocasión, Xiaomi aterriza en el país con dos celulares de gama media: Redmi 4X y Redmi Note 4.

Los teléfonos, con precios que van desde 3,999 pesos hasta 6,299 pesos, se podrán adquirir en diferentes puntos de venta en México como las tiendas Coppel, Sam's Club, Amazon, Walmart, entre otros. Por ahora, Xiaomi no lanzará su plataforma digital en México -- la misma que le ha servido como punta de lanza comercial en otros mercados.

Sung detalló que ésta fue la misma estrategia utilizada en India, la cual le permitió a la empresa establecerse y ganar la suficiente confianza entre los consumidores para lanzar posteriormente su plataforma electrónica (que actualmente está entre las siete más utilizadas en India, según el ejecutivo).

"En China e India nos hemos enfocado en ventas en línea", dijo Sung. "Creo que el mercado mexicano es un poco diferente. Por eso primero vamos a vender con distribuidores físicos; pero no estamos en contra de vender online [en México]. Es parte del ADN de Xiaomi".

La cautela de Xiaomi es comprensible. El comercio electrónico en México ha ido avanzando pero, como dice la canción, despacito. En 2015, el comercio electrónico en el país alcanzó ventas de 257,090 millones de pesos, un crecimiento del 59 por ciento con respecto a 2014, según la Asociación de Internet en México. Aun más interesante, el 41 por ciento de las compras en línea desde México se hace en negocios de Asia.

América Latina: Un mercado complicado

donovan-sung-xiaomi-mexico.jpg

Sung sostiene los dos teléfonos gama media con los que Xiaomi llega a México.

Óscar Gutiérrez/CNET

Xiaomi desembarcó por primera vez en América Latina en 2015, específicamente en las costas brasileñas, la mayor potencia económica de la región. Sin embargo, el recibimiento no fue el esperado.

"Xiaomi intentó entrar a Brasil pero no pudo acoplarse por las difíciles regulaciones del país y el ambiente de negocio", dijo a CNET en Español Ishan Dutt, analista de Canalys. "Como la segunda región más importante, México se convierte en una oportunidad más estable en América Latina", explicó el analista.

A pesar de no ser la primera ocasión que Xiaomi entra a México es una apuesta mejor planeada y que sucede durante una "etapa de madurez" de Xiaomi, dice Dutt. La compañía china ya estableció una pequeña oficina en la capital mexicana y ha dispuesto empleados que estarán monitorizando su presencia en la región. Además, el servicio al cliente post-venta se hará directamente con distribuidores, pero Xiaomi seguirá paso a paso el proceso, dijo Sung.

Llegar para quedarse

La fórmula de Xiaomi para conquistar México está basada en teléfonos de buenas especificaciones con precios competitivos, buena atención al cliente, constante disponibilidad en los distribuidores conocidos y presencia del equipo operativo chino en el país.

"Estamos comenzando otra vez con México y estamos intentando entender mejor al mercado", dijo Sung, al tiempo que admite estar contemplando otras opciones de penetrar el mercado como la de hacer alianzas con operadoras. Esa estrategia, según Dutt, ha sido una de las debilidades para la compañía.

Y es que llegar a México es algo que Xiaomi debe hacer bien para brincar a otros países como Colombia, Chile, Paraguay y Perú. Dutt cree que México puede actuar como una plataforma de lanzamiento hacia el resto de América Latina. Pero, primero la compañía intentará modificar la impresión negativa hacia los productos chinos en la mente de los consumidores mexicanos.

"Naturalmente habrá un cambio. En los años 70 y 80 se creía que los productos japoneses eran de baja calidad y llegó Sony, Toyota y más; en los años 80 y 90 había la misma idea equivocada de productos coreanos y se empezaron a ver productos de Samsung, Kia, LG y más", dijo Sung. "Creemos que ahora hay una tendencia de que los productos chinos son percibidos de mejor calidad, algo en lo que creemos totalmente y que Xiaomi puede ayudar a representar".

Así que, prepárate: Xiaomi quiere cambiar tu forma de pensar, un producto tecnológico a la vez.

Reproduciendo: Mira esto: Google Assistant, en español, y Xiaomi, en México
10:18