Una nueva ola de relojes con Android Wear le apuesta al éxito — una vez más

Asus, Huawei, LG y Motorola aprovecharán la feria de electrónica IFA en Berlín para mostrar sus más recientes dispositivos de tecnología de vestir.

Los dispositivos con Android Wear no han despegado aún entre el gusto de los consumidores. Google

Para los amantes de los relojes inteligentes, les tenemos buenas noticias: una nueva ola de smartwatches hará su debut pronto.

Asus, Huawei, LG y Motorola presentarán sus nuevos relojes inteligentes la próxima semana en la feria de electrónica IFA en Berlín, de acuerdo con fuentes familiarizadas con los planes de lanzamiento de las empresas. Todos estos dispositivos ejecutarán el software Android Wear de Google, que se creó para potenciar dispositivos de la tecnología de vestir como los relojes inteligentes.

Se te perdonará si no te acuerdas de Android Wear, que Google presentó el año pasado con bombo y platillo, pero que no ha resultado en ningún producto exitoso. Los lanzamientos de la próxima semana marcarán la segunda gran ola de dispositivos con Android Wear, que le sigue a la opaca presentación de 2014. Android potencia la gran mayoría de los teléfonos inteligentes en el mundo, y Google y sus socios esperan experimentar el mismo éxito en el emergente mercado de la tecnología de vestir.

La meta es que los nuevos dispositivos Android Wear tendrán suficientes funciones y diseños alternativos para atraer a los consumidores y optar por ellos en vez del Apple Watch, que, a pesar de las críticas, se convirtió en el smartwatch más popular del mundo en sus primeros meses desde su salida al mercado este año.

"El Apple Watch ha claramente elevado el estándar en la industria global de los relojes inteligentes", dice el analista Neil Mawston, de la firma Strategy Analytics. "Ahora es el turno de los rivales, como Samsung, de emitir una respuesta".

Algunos wearables que salieron en los inicios del sector de la tecnología de vestir, como el Galaxy Gear de Samsung que salió en 2013, utilizaban Android, mas la versión inicial del software -- que no estaba diseñado para los wearables -- hizo que los dispositivos se ejecutaran lentamente y las baterías se gastaban rápidamente. Samsung cambió rápidamente a su propio sistema operativo Tizen para potenciar sus relojes inteligentes.

Android Wear surgió a principios de 2014 como una versión modificada de Android creada especialmente para los relojes inteligentes y otros wearables conectados a Internet. Google y sus socios -- Samsung, LG y Motorola -- presentaron sus primeros dispositivos que usaban Android Wear durante la conferencia de desarrolladores de Google en junio de 2014. El software prometía una interfaz más sencilla, notificaciones instantáneas y la capacidad de realizar tareas sencillas, como enviar mensajes de texto a los amigos y usar comandos de voz. Mientras tanto, otras empresas como Sony y Asus presentaron sus propios relojes inteligentes.

Sin embargo, los consumidores demostraron indiferencia a esos dispositivos. Las fabricantes de smartwatches distribuyeron en total 720,000 unidades de dispositivos con Android Wear en 2014, de un total de 4.6 millones de wearables, de acuerdo con la firma de investigación de mercado Canalys. Samsung, la vendedora de smartwatches más grande del mundo el año pasado, escogió impulsar dispositivos que ejecutan Tizen en vez de Android Wear, y casi tres de cada cuatro smartwatches que se enviaron en 2014 procedían de la empresa surcoreana.

De los relojes inteligentes con Android Wear, el Moto 360 de Motorola sobresale por su cara redonda y la decisión de la empresa de utilizar materiales de primera clase como un cuerpo de metal y una correa de cuero. Otras empresas le siguieron con una estrategia similar. Se espera que Motorola presente el sucesor de este dispositivo en IFA.

Mientras tanto, se espera que LG lance un reloj inteligente similar al LG Watch Urbane LTE, presentado en marzo por la empresa. El Urbane LTE ejecuta un software llamado WebOS que LG adquirió de Hewlett-Packard para usarlo en sus propios productos; la nueva versión sería compatible con Android Wear.

Huawei presentó su primer smartwatch -- un dispositivo diseñado para verse como un reloj redondo clásico -- durante la feria de tecnología Mobile World Congress en Barcelona a principios de año. Y se espera que Asus dé más detalles de su ZenWatch 2, que fue presentado durante la feria de tecnología Computex en Taiwán en junio. La empresa ha dado muy poca información de este dispositivo hasta el momento.

Todas las fabricantes de relojes inteligentes han estado en pausa desde el lanzamiento del Apple Watch en abril. Con tan solo tres meses en el mercado de la tecnología de vestir, Apple rebasó a Samsung para convertirse en el líder en el segmento de los smartwatches. En el segundo trimestre de este año, el 76 por ciento de los relojes inteligentes vendidos fueron de Apple, mientras que la cuota de mercado de Samsung cayó hasta 7.5 por ciento, según Strategy Analytics.

Samsung aprovechará IFA para lanzar su smartwatch más reciente, el Gear S2 redondo, pero el dispositivo funcionará con Tizen, no con Android Wear.

Las fabricantes han visto el segmento de la tecnología de vestir como una nueva oportunidad de mercado en un momento en que las ventas de teléfonos y tabletas se han ralentizado. Este tipo de dispositivos son considerados como más personales que otros, y casi todas las empresas más importantes de la industria se han aventurado en el segmento de una u otra forma. Aun así, los dispositivos de vestir no han penetrado las masas y la mayoría de quienes han comprado uno hasta el momento son considerados 'early adopters', la gente que tiende a comprar un aparato novedoso primero. Ni siquiera Apple ha sido capaz de atraer una base de consumidores más amplia, y muchos analistas creen que las ventas de relojes se han desacelerado.

"A pesar de que los compradores están satisfechos con el dispositivo, seguimos viendo que el producto está perdiendo impulso", dijo James Moar, analista de Jupiter Research.

Close
Drag