Evita estos errores en Amazon Prime Day 2020 Los mejores regalos para estar sano The Haunting of Bly Manor Pixel 5 Trucos ocultos de tu suscripción de Amazon Prime Consejos para las mejores ofertas de Prime Day

Tus dispositivos de tecnología sexual podrían estar espiándote

Algunos fabricantes de dispositivos sexuales conectados a la Red se toman en serio tu seguridad. ¿Qué hay de los demás?

lioness-vibrator

El vibrador Lioness se conecta a una aplicación para brindarles a las mujeres más información sobre sus orgasmos.

Lioness

La tecnología sexual atrajo la atención durante la feria tecnológica CES en Las Vegas, que se realizó a principios de mes, donde se exhibieron vibradores, dispositivos para hacer ejercicios Kegel e incluso un parche para evitar la eyaculación precoz.

Algunos de estos dispositivos se conectan a aplicaciones y muchos de ellos recopilan datos. Pero, ¿qué sucede cuando la tecnología sexual o las aplicaciones que la hacen funcionar son víctimas de un ataque informático?

Este año, se activarán más de 20,000 millones de dispositivos conectados en todo el mundo, incluidos productos de tecnología sexual con aplicaciones que monitorean orgasmos, guardan patrones de vibración o te permiten conectarte con el dispositivo de placer de tu pareja a larga distancia. Dado que la mayoría de ellos operan mediante una conexión Bluetooth y con una aplicación, es posible, e incluso probable, que sean víctimas de violaciones de seguridad.

La buena noticia es que algunos prestigiosos proveedores de tecnología sexual se están tomando en serio el tema de la seguridad —o al menos lo están intentando. La inacción trae consecuencias. En 2016, en una importante demanda judicial, se acusó a la compañía de tecnología sexual We-Vibe de transmitir a sus servidores las preferencias de sus usuarios, sus datos de uso y direcciones de correo electrónico sin consentimiento. La compañía llegó a un acuerdo judicial por US$3.75 millones en 2017.

La seguridad es una de las principales prioridades para las empresas que han visto las repercusiones de demandas o violaciones de información, dijo Nicole Schwartz, investigadora de Internet of Dongs, que reúne a profesionales de seguridad con distribuidores de tecnología sexual para encontrar vulnerabilidades en los dispositivos. En términos generales, sin embargo, cuando se trata de seguridad, los productos de tecnología sexual presentan "muchísima variación", agregó.

Según Schwartz, la tecnología sexual tiende a caer en alguna de las tres categorías siguientes: productos de compañías de prestigio con experiencia en tecnología; productos conceptualizados por una persona que luego encarga el diseño y la fabricación a un tercero; y productos novedosos lanzados al mercado con rapidez con el objetivo de obtener dinero fácil.

"Dos de cada tres de estas compañías no son conscientes de la seguridad", dijo Schwartz. "Las que ves en CES son obviamente un poco más tecnológicas, así que estás viendo una parte del mercado particularmente sesgada".

Comienzos difíciles

En 2016, el consultor de seguridad Brad Haines quería aprender más sobre la seguridad de la "Internet de las cosas", pero descubrió que la mayoría de las áreas (como los electrodomésticos de cocina conectados, por ejemplo) ya habían sido bien investigadas. Mientras tanto, la industria de la tecnología sexual estaba comenzando su auge, pero nadie en la comunidad de la seguridad había analizado esos productos de una manera seria y profesional. Ese año, Haines fundó Internet of Dongs.

"Al principio, me asustó mucho lo mala que era [la seguridad]", dijo Haines. "Se trataba de un sector que nunca había tenido que lidiar con [temas de] conectividad. No había nadie alrededor que les dijera: 'Eso no me parece una buena idea'".

El proyecto descubrió algunos problemas atroces. En el caso de una aplicación, una simple consulta API (interfaz de programación de aplicaciones) permitía acceder a toda la base de datos de los usuarios. Haines también logró piratear otro producto, una cámara web que se conecta a un anillo que se coloca alrededor del pene, en tan solo 20 minutos.

image-from-ios-2

El fabricante de vibradores Satisfyer acaba de lanzar una aplicación que puedes usar de manera anónima, sin recopilación o almacenamiento de datos, según la compañía.

Sarah Tew/CNET

Las preocupaciones sobre la seguridad de la tecnología sexual no tienen que ver tanto con que alguien piratee el dispositivo en sí: para hacerlo, usualmente tendría que estar a menos de 3 metros de distancia del aparato, dijo Schwartz. El problema principal es la aplicación en tu teléfono. Es más probable que sea allí donde la seguridad esté en riesgo y donde los usuarios tienen más control, agregó.

Una publicación del blog Mozilla de febrero de 2019 (enlace en inglés) evaluó las características de privacidad y seguridad de algunos productos de tecnología sexual a partir de cinco pasos básicos que todas las empresas deberían tomar para proteger la privacidad del consumidor: cifrado o encriptación, actualizaciones de seguridad, contraseñas seguras, gestión de vulnerabilidades y una política de privacidad.

Lioness, un vibrador que se conecta con una aplicación, cumple con los estándares mínimos de seguridad de Mozilla. El dispositivo cuenta con sensores de biorretroalimentación que miden el movimiento del suelo pélvico y las contracciones de la pared vaginal, ambos indicadores de excitación. Ver esos datos en la aplicación ayuda a las mujeres a comprender qué condiciones son las más placenteras, dijo Anna Lee, cofundadora y vicepresidenta de ingeniería de la empresa, en CES.

La aplicación requiere que crees un perfil con una dirección de correo electrónico, pero todo lo demás puede ser anónimo. La empresa recopila información anónima, dijo Lee.

Lioness también tiene una página sobre privacidad en su sitio web, en la que desglosa sus políticas en términos que son fáciles de entender.

"En última instancia, los vibradores son un producto íntimo", dijo Lee. "Es absolutamente importante proteger esos datos para las personas y asegurarte de no tener dispositivos IoT [internet de las cosas] que filtren esos datos y [vulneren la] privacidad".

Reproduciendo: Mira esto: Tecnología sexual y pantallas flexibles: Lo que esperamos...
8:09

Otras compañías presentes en la feria tecnológica también enfatizaron la seguridad de sus productos. El fabricante de vibradores y estimuladores del clítoris Satisfyer lanzó una aplicación que puedes usar de manera anónima, sin almacenamiento ni recopilación de datos, dijo un representante de la compañía.

OhMiBod, una compañía de propiedad de una pareja de esposos que vende dispositivos para ejercicios Kegel, vibradores y otros productos, mostró un nuevo vibrador habilitado con Bluetooth para parejas a distancia. La compañía no recopila datos además de los necesarios para crear una cuenta, dijo su cofundador Brian Dunham. Aunque los usuarios pueden almacenar información como patrones de vibración o ejercicios Kegel directamente en la aplicación, "si pierden su dispositivo, pierden también esos datos y su historial", dijo Dunham. "Pero creemos que es un pequeño precio que pagar a cambio de la seguridad adicional".

A la espera de mayores medidas de seguridad

El aumento en el número de demandas judiciales ha hecho que algunas compañías lo piensen dos veces antes de conectar sus dispositivos de tecnología sexual. La compañía Hytto, con sede en Hong Kong, que fabrica productos bajo el nombre Lovense, se enfrentó a una demanda colectiva en 2019. Los demandantes alegaron que la compañía almacenó y monitoreó en secreto los datos personales de los usuarios de su vibrador Lush, incluidas la hora y la fecha de uso, sin su consentimiento.

Lora DiCarlo at CES 2020

Los dispositivos de tecnología sexual de Lori DiCarlo aún no están conectados a una aplicación, aunque la compañía dijo que planea hacerlo en el futuro, una vez que pueda garantizar una mejor seguridad.

Sarah Tew/CNET

"No vendemos los datos de nuestros usuarios. Solo los usamos para temas de servicio al cliente, y borramos esos registros regularmente", dijo Gerard Escaler, director de marketing de Lovense, en CES. "La preocupación específica era que había información almacenada en la memoria caché del teléfono del usuario, algo que resolvimos con una actualización".

Los vibradores conectados de MysteryVibe te permiten almacenar patrones y configuraciones de vibración en una aplicación. Pero si se elimina la aplicación, toda esa información se borra.

"No tenemos perfiles, porque creemos firmemente que nada es inviolable", dijo en CES Soum Rakshit, presidente ejecutivo y cofundador de MysteryVibe. La compañía aún no ha lanzado una función para usuarios que viven a distancia, porque quiere asegurarse antes de que la seguridad sea lo suficientemente sólida, agregó.

"Muchas personas pasan meses debatiendo el color de un producto", dijo Rakshit. "Si logramos dar a la seguridad el mismo nivel de importancia que al diseño, no tendremos que preocuparnos por ella más adelante. El principal argumento para ello es que ahorra tiempo y dinero si lo haces al principio".

Cabe destacar que el Osé de Lora DiCarlo, un dispositivo sexual robótico diseñado para brindar a las mujeres orgasmos simultáneos del clítoris y el punto G y ganador de un premio a la innovación en CES 2019, aún no está conectado.

"Con el tiempo, queremos que se conecte vía Bluetooth y a una aplicación, pero estamos esperando para asegurarnos de que sea seguro", dijo Mazie Houchens, técnico de ingeniería de Lora DiCarlo. "Debido a que somos un sector emergente, en especial en [el ámbito de la] tecnología, no queremos exponernos a un fracaso".

Cómo elegir un dispositivo de tecnología sexual seguro

Si te preocupa la seguridad de un dispositivo, hay algunos pasos que puedes seguir, dijo Schwartz, investigador de Internet of Dongs. "Revisa su sitio web: ¿requieren que crees una cuenta? ¿Hablan de [temas de] seguridad? ¿Son específicos al hacerlo? ¿Dicen cosas como 'Ciframos toda la información'?".

Si estás utilizando un dispositivo de tecnología sexual que se conecta a una aplicación o sitio web, asegúrate de crear un nuevo nombre de usuario y un nuevo correo electrónico y contraseña que no sean identificables, recomienda Schwarz.

mysteryvibe-booth-ces-2020

Los vibradores conectados de MysteryVibe te permiten almacenar patrones y configuraciones de vibración en una aplicación, sin un perfil de por medio.

Caitlin Petrakovitz/CNET

"De esta manera, incluso en caso tu información sea vulnerada, no habrá forma de confirmar que realmente eres tú", dijo Schwartz. Si terminas tu relación con una pareja con la que has estado usando un dispositivo, asegúrate también de cambiar todos tus correos electrónicos y contraseñas asociados.

Pero aun si no creas un perfil de usuario, tu privacidad puede estar en riesgo, dijo a CNET Ken Munro, consultor de la firma de seguridad Pen Test Partners. Casi todos los productos de tecnología sexual usan Bluetooth para conectarse al teléfono inteligente del usuario. La identificación de Bluetooth (el nombre del dispositivo Bluetooth que ves en tu teléfono cuando intentas conectarte a un nuevo dispositivo) por lo general es estático, por lo que tus vecinos podrían ver si está encendido, dijo Munro. Fue así como la empresa pudo localizar y piratear una serie de dispositivos de tecnología sexual.

Munro también cuestiona la idea de que algunas compañías de tecnología sexual no recopilan ningún dato. "Todas las aplicaciones móviles recopilan datos de alguna manera", dijo. "Era imposible habilitar Bluetooth en una aplicación móvil de Android sin el permiso ENABLE_COARSE_LOCATION, por lo que la aplicación recopilaba datos de ubicación, aun cuando no fuera la intención del desarrollador".

También estamos viendo una mayor gama de sensores en dispositivos para adultos, dijo Munro. Eso significa más funcionalidad, más datos y más oportunidades para cometer errores en temas de privacidad y seguridad, agregó.

Hasta que se implementen estándares de seguridad más sólidos, los usuarios tendrán que preguntarse si el beneficio de contar con un dispositivo de tecnología sexual conectado es mayor que el riesgo de una posible vulneración de datos.

"Para quienes están en relaciones de larga distancia o viajan por trabajo a menudo, es una forma de mantener la intimidad con sus parejas", dijo el consultor de seguridad Haines. "Siempre que todos los involucrados conozcan y acepten los riesgos potenciales, esta tecnología puede ayudar a fortalecer las relaciones, y ese es un beneficio considerable".

Reproduciendo: Mira esto: Así ha sido CES 2020: Estas son las tecnologías que marcan...
23:18