CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas
Internet

Trump violaría la Constitución de EE.UU. si te bloquea en Twitter: reporte

Un instituto que vela por los derechos de la libre expresión en Estados Unidos envió una carta a la Casa Blanca denunciando que el presidente estaría violando la Primera Enmienda.

Trump podría estar violando la Constitución de EE.UU.

Olivier Douliery, Bloomberg via Getty Images

Si la cuenta de Twitter @realDonaldTrump bloquea a un ciudadano de Estados Unidos podría estar incurriendo en una violación de la Primera Enmienda de la Constitución. Al menos esa es la conclusión a la que ha llegado The Knight First Amendment Institute.

La organización, adscrita a la Universidad de Columbia de Nueva York, tiene como objetivo velar los derechos civiles y la libertad de expresión. Según pudo conocer Reuters, ésta envió una carta a la Casa Blanca, solicitando que el presidente desbloquee a los usuarios a los que quitó el acceso a su cuenta de Twitter.

Cuando se bloquea a un usuario en Twitter, éste no puede mencionarte ni escribirte, y eso produce de cierta forma una manera de coartar su libertad de expresión. En general no es importante, a menos que seas una figura dedicada al servicio público, como el caso de Trump.

La organización asegura que bloquear a usuarios que le critican o no están de acuerdo con sus acciones vulnera sus derechos, y de hecho considera a Twitter un foro público.

Alex Abdo, abogado de la organización, dijo a Reuters que considera a Twitter una forma moderna de reunión de ayuntamiento o incluso como un periodo de comentarios públicos de agencias gubernamentales, y si se toma en cuenta el carácter de éstos, entonces se requiere un tratamiento imparcial del discurso.

Desde luego, la Casa Blanca puede decir que la cuenta @POTUS es la oficial del presidente de Estados Unidos, mientras que @realDonadTrump es personal, aunque otros abogados consultados por Reuters consideran que sería una defensa "ridícula", porque las acciones de Trump personales y públicas afectan al país por igual.

El Instituto Knight considera que sus argumentos se aplicarían con "igualdad de fuerza" a ambas cuentas.

El mes pasado el cofundador de Twitter, Evan Williams, pidió disculpas por considerar que la red social había ayudado a Trump a ganar su popularidad. La semana pasada un informe aseguró que más de la mitad de los seguidores del presidente podrían ser bots, lo que de alguna forma nos dejaría algo claro: no es tan popular en Internet.