Silicon Valley: 'No ayudaremos a crear base de datos de musulmanes'

Más de 200 ingenieros, diseñadores y ejecutivos se comprometen a no crear una base de datos para que la administración Trump rastree musulmanes en EE.UU.

Trump se reunirá con los líderes de la tecnología, aunque con un mal precedente: la firma de los trabajadores de la tecnología contra cualquier sistema que marque a los ciudadanos por su raza o religión.

Eduardo Munoz Alvarez/AFP/Getty Images

Más de 200 trabajadores de la tecnología de compañías como Alphabet, IBM y Oracle se comprometieron el martes a no ayudar a la administración de Donald Trump a construir una base de datos propuesta, y que tiene el objetivo de rastrear a personas en EE.UU. teniendo en cuenta su raza, religión o nación de origen.

En la carta abierta publicada en el sitio Neveragain.tech, los trabajadores criticaron al presidente electo por sus comentarios hechos durante la campaña y que conducían al apoyo de un sistema de registro para rastrear musulmanes en EE.UU. La carta, firmada por ingenieros, diseñadores y ejecutivos de negocio, comparó la situación con la contribución de IBM a la masacre de millones de personas durante el Holocausto.

"Estamos eligiendo apoyar la solidaridad con los musulmanes de América, inmigrantes, y toda la gente cuyas vidas y modos de subsistencia están amenazados por las políticas de recopilación de datos propuesta por la administración entrante (...). Nos negamos a construir una base de datos de personas basadas en sus creencias religiosas protegidas por la Constitución. Nos negamos a facilitar las deportaciones masivas de personas que el gobierno cree que son indeseables", dice la carta.

Esta carta llega justo antes de que un puñado de líderes del sector tecnológico sostengan una reunión con el presidente electro Donald Trump en su lujosa e icónica torre de Manhattan, la Trump Tower. Aunque en teoría la reunión busca restablecer lazos con los líderes de la industria, que en su mayoría apoyaron a Hillary Clinton para la presidencia, es probable que temas delicados como la neutralidad de la red o la inmigración sean discutidos.

El equipo encargado de la transición de Trump no respondió de inmediato a una solicitud de comentario.

Close
Drag