Toyota recorre el mundo para poner a prueba sus carros

Ingenieros y vehículos de la gigante automotriz visitarán todo tipo de terrenos para conocer los desafíos y las condiciones a los que se enfrentan los consumidores en su día a día, y así implementar mejoras en sus vehículos.

Este Land Cruiser 200, un vehículo todoterreno de Toyota, viajará por todo el mundo en la expedición Ever Better. Toyota

SAN FRANCISCO, California -- Urbes, granjas, desiertos, tundras, cuestas, llanos, rocas, calor, frío, neblina, lluvia y nieve. Estas son algunas de las condiciones que los conductores de vehículos podrían enfrentar durante sus viajes al trabajo o sus travesías de ocio.

Para entender mejor el desempeño de sus vehículos en todo tipo de terrenos y climas, la gigante automotriz Toyota se ha embarcado en su primera expedición global de 116 días con nueve vehículos y 140 ingenieros.

Durante el trayecto, los ingenieros japoneses y estadounidenses, quienes están visitando lugares como Alaska, el desierto Death Valley en California, y ciudades como Nueva York y San Francisco, investigarán cómo los vehículos se desempeñan en estas condiciones y cómo afecta a sus actuales consumidores. La campaña se llama Ever-Better Expedition.

"Esta expedición reúne a los ingenieros estadounidenses y japoneses para que puedan crear vínculos de comunicación", dijo Mike Donick, el ingeniero principal del centro tecnológico de Toyota en Norteamérica en Arizona, mientras ayudaba a un ingeniero japonés a manejar sobre las colinas de San Francisco en un Land Cruiser 200. "En cada ciudad ellos toman apuntes, videos y fotos de lo que ven, porque, por ejemplo, en Japón no tienen vehículos grandes y así van entendiendo las necesidades de los consumidores en países como Estados Unidos".

Un ejemplo concreto relacionado al viaje a San Francisco -- donde los vehículos de la automotriz, especialmente el Prius, son muy populares, según un portavoz de la empresa -- es cómo han ajustado el sistema de frenos. Hay unas 44 colinas en esta ciudad -- la más alta mide 927 pies (283 metros). Algunas colinas se encuentran en los parques pero la mayoría está en calles donde transitan miles de vehículos diariamente.

Donick explicó que en pruebas anteriores habían notado que cuando un conductor de un Prius frenaba en una colina al soltar el pie para cambiar del freno al acelerador, el carro daba un "salto" que dejaba al conductor con la sensación de que se resbalaba el auto (que no era el caso, dijo Donick). Entonces comenzaron a estudiar las posibles soluciones y ahora le han añadido una tecnología al Prius para asistirles en las colinas llamada Hill Assist Control (HAC). Tuvieron tres rondas de pruebas HAC y ahora los Prius ya no saltan cuando cambian del freno al acelerador.

Son soluciones a problemas de esta clase -- las colinas en San Francisco, los baches en Nueva York, la arena y el polvo en los componentes de refrigeración -- las que buscan encontrar en esta expedición, dijo Donick.

Además del Land Cruiser 200 de 2015 hay otros ocho vehículos de Toyota que harán el recorrido: el Camry 2015, Corolla 2015, Prius 2015, Rav4 2015, Highlander 2015, Tundra 2015 y Sienna 2015.

Pero uno en particular, que se estrenó durante la expedición y es tan nuevo que no tiene permiso para estar en las carreteras, es el carro prototipo Ultimate Utility Vehicle (UUV). Este todoterreno combina el chasis de un Tacoma con el cuerpo de la furgoneta Sienna. Pero eso no es lo impresionante. No es solamente un todoterreno sino que también tiene montado un satélite TracVision A9 (normalmente para uso militar con un valor de unos US$4,000) para ofrecerle a los usuarios del UVV la capacidad de conectarse al Internet en cualquier parte del mundo. También tiene una cámara Flir -- que cuesta casi US$25,000 -- montada arriba para ver a de tres a cuatro millas de distancia.

El UUV está de gira en la expedición y estará en exhibición. Si quieres seguirle la pista a la expedición puedes visitar este sitio.

Close
Drag