CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Televisión y cine

Todas las veces en las que nos enamoramos de un robot

[CNET POP] 'Blade Runner', 'Ex Machina', 'Black Mirror'... El cine y la televisión están llenos de ejemplos de robots con apariencia humana que acaban siendo mucho más que simples máquinas para las personas con las que conviven.

Reproduciendo: Mira esto: Todas las películas en las que amamos a los robots
12:41

Hace unas semanas visitamos la fábrica de muñecas hiperrealistas RealDoll, en la que sus creadores están trabajando para incorporarles inteligencia artificial y cabezas robóticas. Harmony, su prototipo, nos miró y nos habló, y en las instalaciones de la compañía, cerca de San Diego, sentimos que nos encontrábamos dentro de Ex Machina, la película de Alex Garland de 2014 en la que un joven programador se enamora de una mujer robótica.  

Ex Machina no es la única, y en CNET POP decidimos dar un repasito a algunas de las ocasiones en las que desarrollamos sentimientos por un robot de película.

Lars and the Real Girl merece una mención especial, aunque en este caso no estamos hablando de un robot sino de una muñeca. De hecho, una de las muñecas hiperrealistas RealDoll de la fábrica que fuimos a visitar. La película, sin embargo, tiene 10 años, y "Bianca" no sólo no cuenta con inteligencia artificial, sino que no es tan realista como uno esperaría. En esta película, un joven con serios problemas para relacionarse con su familia y compañeros aparece con una de estas muñecas, la empieza a pasear por todas partes en una silla de ruedas, y la presenta como su novia Bianca. Preocupados por su salud mental, todo el pueblo le sigue la corriente, y la historia resulta de lo más tierna y entrañable, aunque, seamos sinceros, puede que sólo sea porque está protagonizada por Ryan Gosling.

Pasando a los robots, uno de los ejemplos más clásicos es Blade Runner, la película de 1982 basada en el libro de Philip K. Dick, ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?. En Blade Runner, el agente Rick Deckard (Harrison Ford) se encarga de "retirar" (es decir, matar) a replicantes, androides casi indistinguibles de los seres humanos… y acaba desarrollando sentimientos por uno de ellos. Su secuela, Blade Runner 2049, llegará a los cines en octubre, y veremos a un Harrison Ford mucho mayor y, de nuevo, a Ryan Gosling, que se cuela de nuevo en esta lista.

On the Set of "Blade Runner"

Harrison Ford y Sean Young en Blade Runner.

Sunset Boulevard

En la ficción, los robots no siempre saben que lo son, y ahí nos encontramos el caso de Westworld, la serie de HBO basada en una película de 1973 del mismo nombre, en la que androides pueblan un parque temático en el que los visitantes pueden hacer todo lo que quieran. Estos habitantes robóticos no saben que toda su vida forma parte de un guión. Hasta que lo descubren. En una línea parecida, en Humans estos robots son como asistentes, y cuentan también con una función especial "para adultos". La serie plantea cuestiones éticas similares, porque ¿qué pasa cuando estos sistemas de inteligencia artificial desarrollan consciencia?

Otro ejemplo interesante, quizá porque en este caso la protagonista es sólo un sistema operativo, es Her. Imagina que Siri, o cualquiera de tus asistentes virtuales, funcionara tan bien y pudiera ofrecerte una conversación tan elaborada y empática que pudieras llegar a enamorarte de ella. Esto es lo que le ocurre a Theodore (Joaquin Phoenix), que desarrolla una especie de relación con Samantha, interpretada por Scarlett Johansson, o más bien su voz. Y es que parece que todo lo que necesitamos los humanos es que nos susurren un poquito de amor…

her5.jpg

Theodore (Joaquin Phoenix) no puede evitar enamorarse de su sistema operativo.

Warner Bros

En la ficción japonesa, donde los robots no escasean, tenemos algunos ejemplos de relaciones entre humanos y máquinas. En Zettai Kareshi (Absolute Boyfriend en inglés), nos encontramos, de nuevo, con un caso recurrente. Chica busca novio sin éxito, consigue un novio robot a medida, y las cosas no acaban de salir del todo bien. Esta historia, basada en un manga, tiene casi 10 años ya, y nos recordó a las muñecas RealDoll porque, precisamente, la manera en la que la empresa está implementando el sistema de inteligencia artificial es precisamente a través de una aplicación en la que el usuario puede escoger la personalidad a la carta, de una manera muy similar a la que sigue Riiko en la serie. Sin salir de Japón, la serie de animación Chobits, de 2002, cuenta la historia de Chii, un adorable "persocon", por utilizar su propia terminología, y del joven que la encuentra y, con el tiempo, empieza a sospechar que se trata de un robot de la legendaria serie Chobits, de los que se dice que tienen conciencia y sentimientos.

Dejando de lado el amor romántico, el cine y la televisión nos han dado ejemplos de otro tipo de relaciones, como la película A.I. Artificial Intelligence, dirigida por Steven Spielberg, en la que una familia adquiere un niño robot pero luego lo abandona. El pequeño David, interpretado por Haley Joel Osment (conocido aún como "el niño del Sexto Sentido") es rescatado por Gigolo Joe, un robot para adultos, pero no deja de intentar convertirse en un ser humano, para poder regresar con su mamá y ser aceptado por esta.

En España, el director Kike Maíllo está detrás de la película EVA, en la que el ingeniero Ález, interpretado por Daniel Brühl, recibe un encargo para crear un sistema de inteligencia artificial para niños robots. Como ejemplo toma a su sobrina Eva, pero tras empezar a trabajar en el proyecto, las cosas empiezan a complicarse.

Y es que lo de crear robots que se parecen demasiado a humanos no siempre es buena idea. Que se lo digan a Martha, la protagonista del primer episodio de la segunda temporada de Black Mirror, que decide encargar una réplica de su pareja, Ash, después de que este muera en un accidente. El Ash tecnológico es y se comporta casi igual que el original, pero no es exactamente el mismo, y las pequeñas cosas que Ash haría pero Androide Ash no hace acaban sacando a Martha de quicio.

Por aquí hemos estado discutiendo si esto de tener compañeros robots nos convence, y no lo acabamos de tener del todo claro. Y tú, ¿encargarías un robot de apariencia humana o la idea te provoca pesadillas?

No te pierdas nuevas ediciones de CNET POP cada jueves a eso de las 2:30 de la tarde, hora del Pacífico, en directo desde nuestra redacción en San Francisco en Facebook Live.


¿Quieres seguir toda nuestra cobertura de cine, televisión y entretenimiento? Dale "Me Gusta" a nuestra página especial en Facebook.