​El Tesla Model S gana piloto automático y opción de tracción en las cuatro ruedas

En un evento lleno de fans de Tesla en Los Ángeles, el presidente ejecutivo de Tesla Motors Elon Musk anunció los sistemas de asistencia al conductor avanzados del Modelo S, junto con una opción de tracción en las cuatro llantas.

Tesla Model S all-wheel-drive chassis
Tesla muestra la potencia de la tracción en las cuatro ruedas. Wayne Cunningham/CNET

LOS ANGELES -- El auto eléctrico Tesla Model S ha demostrado ser un coche muy avanzado técnicamente, excepto en lo que respecta a los sistemas de asistencia al conductor. Justamente eso es lo que cambia ahora, según dijo el presidente ejecutivo de Tesla Motors, Elon Musk en un evento en Los Ángeles, y es que todos los vehículos fabricados en las últimas dos semanas vendrán con la opción de piloto automático o Autopilot, como él lo llama.

El evento del jueves por la noche también incluyó un anuncio acerca de la opción D, un Model S con tracción en las cuatro ruedas y motores tanto en las llantas delanteras como traseras.

El hardware del Autopilot incorpora radar y cámara de visión delantera, combinado con sensores ultrasónicos versátiles de largo alcance. Una actualización de software que se envió a los vehículos permitirá funciones de asistencia al conductor, como el control de crucero adaptativo, carril de mantenimiento y estacionado automatizado.

Además, Musk dijo que los propietarios serán capaces de llamar a sus vehículos, o establecer un calendario para que su auto se reúna con ellos en un lugar previamente acordado. Sin embargo, esta capacidad sólo se habilitará en propiedad privada para evitar problemas.

Durante un corto recorrido de prueba en el evento, Tesla demostró cómo la cámara frontal del Modelo S podría reconocer las señales de límite de velocidad, y modificar su velocidad en consecuencia. Además, el vehículo auto-conducido fue capaz de seguir las líneas de los carriles curvos y frenar ante el tráfico parado delante. Estas capacidades muestran formas muy avanzadas de control de crucero adaptativo y el mantenimiento de carriles.

Con la opción D para la tracción a cuatro ruedas, Musk dijo que el coche puede acelerar de cero a 96 km/h en 3.2 segundos. El software para el sistema de tracción de las cuatro llantas es capaz de cambiar de manera inteligente entre las ruedas delanteras y traseras para maximizar el agarre y la eficiencia.

teslamodelsdevent-007.jpg
Tesla creó una vía especial para hacer las pruebas durante el evento. Wayne Cunningham/CNET

Tesla ofrecerá la opción D para sus versiones 60, 85 y P85 del Modelo S. Tanto el 60D y 85D tendrán motores de 188 caballos de fuerza delantera y trasera, lo que representa un total de 376 caballos de fuerza para los vehículos, ligeramente por debajo de los 380 caballos de fuerza de la versión completa de la tracción a cuatro ruedas.

El P85D obtiene el mayor aumento de rendimiento. Para este modelo, Tesla mantiene el motor de 470 caballos de fuerza en las ruedas traseras, y añade un motor de 221 caballos de fuerza en la parte frontal, para un total combinado de 691 caballos de fuerza. En esta versión, la aceleración a 96 km/h se alcanza a 3.2 segundos. La velocidad máxima también se incrementa a 155 kilómetros por hora.

Tesla demostró la aceleración en el evento, y el vehículo lució su evolución. Se sentía decididamente más rápido que la versión estándar P85. Durante la presentación, Musk dijo que quería darle la opción de distintos modos al conductor, que irían desde "normal, a deportivo y a la locura".

Musk señaló que las nuevas actualizaciones de software mejorarían las capacidades de todas las ruedas motrices.

Close
Drag