CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas
Celulares

Sí, tu teléfono Android es un metiche de primera clase

Estudio revela que, si pudieran elegir, los usuarios de dispositivos Android denegarían hasta una tercera parte de los permisos requeridos parar poder descargar y usar aplicaciones.

android-6-app-permission.png

Los permisos han sido mejorados en Marshmallow, pero ese software está en menos del 1 por ciento de todos los teléfonos Android.

Captura de pantalla Sarah Mitroff / CNET

¿Dónde estás en este momento? ¿Puedo ver la lista de toda la gente que conoces? ¿Puedo revisar tus fotos?

Preguntas como ésas son una impertinencia, sin importar de quién vengan, incluido tu teléfono inteligente. Por lo mismo, no es una sorpresa que a la gente que usa Android, el software de Google para smartphones, le gustaría decir "no" a las solicitudes de permiso que les hace su dispositivo con mayor frecuencia. Esto de acuerdo con un estudio presentado el jueves en una conferencia sobre privacidad de la Comisión Federal de Comercio en Washington, D.C.

Sin embargo, cabe hacer una aclaración, dice uno de los autores del estudio, Serge Egelman. La gente se encuentra ya sobrepasada por la cantidad de permisos y políticas de de seguridad que acepta en sus dispositivos y en Internet. De manera que, en lugar de desatar una plaga de mensajes que salten en las pantallas de sus teléfonos constantemente, los investigadores creen que una solución para facilitar el proceso sería afinar los ajustes de privacidad de un solo golpe.

El problema pone de relieve lo agotador que nos resulta manejar nuestra privacidad, y ni qué decir decidir qué queremos dejar hacer a nuestros teléfonos. También se hace eco de las críticas que han recibido otras compañías que han enfrentado problemas de privacidad similares con sus respectivos dispositivos.

Todo o nada

¿Se acuerdan de Windows Vista? El sistema operativo de Microsoft para PCs, lanzado al mercado en 2007, recibió críticas de todas partes por pedir permisos hasta para ejecutar las funciones más básicas con demasiada frecuencia. Apple aprovechó la oportunidad, y creó un comercial en el que se mofaba de Vista, caracterizándolo como un guardia de seguridad demasiado receloso.

Por lo que toca a los teléfonos Android, la gente ha tenido que lidiar con una política de "todo o nada". Tenían que aceptar todos los permisos al descargar una aplicación, o de lo contrario simplemente no podían descargarla. Google está atendiendo las preocupaciones de Egelman y otras personas, con su sistema operativo Android Marshmallow, que permite al usuario aprobar ciertos permisos más específicos antes de instalar un app. Marshmallow fue lanzado en octubre, pero hasta ahora sólo ha sido instalado en menos del uno por ciento de todos los teléfonos Android, de acuerdo con Google.

Así las cosas, si quieres que la aplicación para linterna pueda tener acceso a tu cámara, de manera que pueda controlar el flash LED pero no tenga acceso a tus contactos, tal vez podrás hacer algo al respecto cuando finalmente puedas instalar Marshmallow en tu dispositivo.

Egelman dijo que hasta ahora la gente más bien se ha resignado y acostumbrado a aceptar los permisos, con tal de poder utilizar los apps. Pero el estudio, realizado por las universidades de British Columbia y California en Berkeley, mostró que el 80 por ciento de la gente habría dicho "no" a al menos una solicitud de permiso, de haber tenido la oportunidad. Aun más, el participante promedio en el estudio quería decir "no" a casi una tercera parte de los permisos que le exigía su teléfono para poder ejecutar los apps.

Egelman dijo que la gran pregunta es: "¿cómo le damos el control al consumidor sobre las cosas que realmente le importan sin abrumarlo?" El investigador sugirió que conocer lo básico de las preocupaciones de la gente, y luego simplificar los permisos acorde con esas preocupaciones sería la mejor solución.

Otros investigadores se hicieron eco de esa postura durante todo el día que duró la conferencia. Mostrar a la gente menos información sobre permisos de seguridad pero adecuar dichos permisos de acuerdo con sus preferencias podría hacer que estuvieran más dispuestos a pensar en la cantidad de información personal que está rastreando su teléfono.

Otras ideas para facilitar el procesamiento de los permisos incluyeron gráficas de seguridad que parezcan etiquetas nutricionales, de manera que la gente pueda tener de un vistazo una idea de lo que implica el permiso, en lugar de tener que leer políticas de seguridad llenas de términos legales que provocan jaqueca. Otros sugirieron ajustes más automatizados, basados en las preferencias generales de la persona.

Google no respondió a una solicitud de comentario sobre el tema.

Egelman resumió el dilema haciendo notar que "poder elegir es maravilloso", pero "la capacidad para poner atención es un recurso limitado".

Actualizaciones hechas el 14 de enero, 8:52 p.m. PT, y 15 de enero, 4:40 a.m. PT: se han aclarado los hallazgos del reporte y el status de Marshmallow.