guía de compras navideñas

T-Mobile cree poder robarse más clientes con el iPhone 6

La operadora dice tener todo en orden para salir victoriosa del cambio de iPhones una vez que Apple dé a conocer su nuevo teléfono.

appiphonetmobile.jpg
El director general de marketing de T-Mobile, Mike Sievert, sostiene un iPhone 5.Foto de Lori Grunin/CNET

Puede que T-Mobile esté más entusiasmada con el próximo iPhone que tú.

Por supuesto que T-Mobile no se va a formar en la fila de una tienda de Apple toda la noche para ser el primero en llevarse un iPhone 6. Más bien, se espera que la compañía sea un beneficiario principal del lanzamiento del próximo teléfono inteligente de Apple, algo que el presidente ejecutivo de T-Mobile, John Legere, llama un "evento muy significativo".

El esperado lanzamiento del próximo iPhone, que tradicionalmente ha ocurrido en septiembre, es visto como un catalizador para las ventas de teléfonos inteligentes y una oportunidad para que los proveedores de telefonía móvil atrapen a esos clientes que buscan hacer un gran cambio.

Tradicionalmente, T-Mobile no ha tenido la oportunidad de participar en este "gran cambio", pues sólo consiguió ofrecer el iPhone el año pasado.

Pero eso podría cambiar. "Creo que tenemos una gran oportunidad", dijo Legere.

Legere, conocido por sus explosiones incontroladas y observaciones sacadas de la manga, se mantuvo a la altura de su reputación este jueves, tratando --y a la vez no-- de permanecer callado sobre el próximo iPhone.

"No vas a conseguir que use la palabra iPhone 6 en esta conferencia", dijo Legere, antes de hablar acerca del posible impacto del iPhone 6 en T-Mobile.

Hay algunos factores que contribuyen a su caso. En virtud de haber tenido el iPhone mucho más tarde que sus rivales, T-Mobile tiene también el menor número de clientes de iPhones en su base. Así que cuando Apple sale con un nuevo teléfono inteligente, hay más usuarios de iPhone con otras compañías que con T-Mobile.

Legere citó una nota de investigación de Morgan Stanley diciendo que un tercio de los clientes de telefonía móvil en EE.UU. están estudiando la posibilidad de cambiar de proveedor en los próximos seis meses, y que T-Mobile tenía el porcentaje más bajo de personas con potencial de cambiarse (conocidos en inglés como switchers).

Dado el impulso de su crecimiento de clientes y planes agresivos, T-Mobile logrará que, al menos, los clientes le echen un vistazo a su oferta.

"Los consumidores son más propensos a considerar el cambio de proveedores cuando ya hay cambios en el hardware," dijo el analista de Current Analysis, Avi Greengart.

Por su parte, el director de marketing de T-Mobile, Mike Sievert, dijo en entrevista que la empresa "tiene mucho que ganar". Los programas de la empresa, ya sea que se trate de la oferta para pagar la cuota por cancelación anticipada de una persona, o su oferta sin contrato, lo hacen atractivo para alguien que busca cambiar, dijo Sievert.

La empresa tiene buen impulso en estos momentos. Este mismo jueves T-Mobile reportó resultados para el segundo trimestre que incluyeron una ganancia de 1.5 millones de nuevos clientes netos y más de 900,000 clientes de postpago T-Mobile.

"Obviamente estamos entusiasmados con el potencial y esperando a ver qué pasa", dijo Sievert, haciendo un mejor trabajo que Legere de no mencionar al próximo iPhone y ni siquiera reconocer su existencia.

Sprint ya se está preparando para el mazazo. La compañía advirtió que se vería afectada por una temporada en que se espera un aumento en la rotación de clientes, algo que un portavoz de Sprint dijo fue el resultado de la temporada de regreso a clases y el lanzamiento del iPhone.

"Sprint está claramente en el mayor peligro", dijo Greengart, el analista. Una ventaja potencial de T-Mobile que podría celebrar es su programa de Test Drive, que ofrece en préstamo un iPhone 5S durante una semana entera para que lo prueben los clientes.

Sievert dijo que ese programa fue diseñado para "demostrar el mejor y más nuevo iPhone", sugiriendo que los clientes podrían pronto también poner en sus manos el iPhone 6 a través de Test Drive, al menos temporalmente.

"Así fue como lo lanzamos", dijo Sievert. "Ésa es la estrategia para ello en el futuro."