CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

T-Mobile acusada de facturar cargos fraudulentos

La Comisión Federal de Comercio dice que la operadora de telefonía tenía conocimiento de la práctica de cobrar extra por ciertos mensajes de texto durante años.

Móvil
TMO_CEO_uncarrier.jpeg
El presidente ejecutivo de T-Mobile CEO John Legere durante uno de los eventos Uncarrier. CNET/Sarah Tew
    
El gobierno de Estados Unidos acusó formalmente el martes a la telefónica T-Mobile de obtener ganancias a través de cobros fraudulentos a sus clientes, dijo la Comisión Federal de Comercio (FTC, por sus siglas en inglés).

En un comunicado oficial, la FTC alega que T-Mobile continuó cobrándole a sus clientes por una suscripción a servicios de mensajes de texto que nunca fueron autorizados por los usuarios. 

Según la agencia federal, T-Mobile se llevaba entre 35 por ciento y 40 por ciento de las ganancias por servicios como noticias de la farándula, horóscopos y consejos para citas amorosas. Estos servicios, que típicamente cuestan US$9.99 al mes, son productos de estafadores, quienes se lo ofrecían a los clientes de T-Mobile. 

La telefónica tenía conocimiento de que estos servicios aparecían en las facturas de los clientes sin autorización y, sin embargo, continuó cobrándole a sus usuarios, afirma la FTC.

tmobile-samplebill.jpg
Ejemplo de facturación con cargos fraudulentos. FTC
"Está mal que una compañía como T-Mobile se beneficie de las estafas perpetradas contra sus clientes cuando había claros signos que indicaban que los cargos que estaba aplicando eran fraudulentos", dijo la directora de la FTC, Edith Ramirez. "El objetivo de la FTC es asegurar que T-Mobile les devuelva a todos sus clientes lo que pagaron por estos cargos".

Por su parte, el presidente ejecutivo de T-Mobile John Legere respondió en un comunicado que la acusación de la FTC "no tiene fundamento ni mérito". De hecho, agregó, T-Mobile ya había dejado de facturar los cargos por los servicios de las compañías externas y había "lanzado un programa para proveerle un reembolso completo a cualquier consumidor que haya sentido que pagó por algo que no quería".

Legere agregó: "Estamos decepcionados que la FTC recurrió al sensacionalismo con esta acción judicial".

Durante una conferencia de prensa vía telefónica, la FTC dijo que el fraude que están investigando en T-Mobile data desde 2009. Y aunque alega que la telefónica se ganó cientos de millones de dólares por estos sobrecargos, no sabe exactamente cuántos consumidores han sido afectados.

La FTC explicó cómo se lleva a cabo este tipo de fraudes: las compañías externas que ofrecen estos servicios de textos informativos le cobran a los consumidores directamente y reciben un porcentaje de los cargos. Según la FTC, cuando un consumidor no autoriza este tipo de transacción, la acción se llama "empaquetamiento" o cramming. Esta demanda del gobierno viene menos de un mes después de un comunicado de T-Mobile donde dijo que ya no permitiría que otras empresas le cobren directamente a sus clientes.

Una portavoz de la FTC dijo que T-Mobile sabía de la existencia del problema del empaquetamiento porque en un solo mes el número solicitudes de reembolso por parte de sus clientes aumentó 40 por ciento. La norma es que las quejas de reembolso deben representar 0.2 por ciento de todas las quejas mensualmente, dijo la portavoz de la FTC. Muchos consumidores, explicó la FTC, no sabían que recibían este cargo porque estaba escondido en la factura.

La FTC dijo que intentó, sin éxito, negociar con T-Mobile. Ahora se dirigirá a los tribunales para recuperar los millones de dólares que perdieron los consumidores, afirmó la agencia. Es posible que T-Mobile se enfrente a daños punitivos si la FTC decide penalizar a la operadora, según la portavoz de la FTC. 



Close
Drag
Autoplay: SI Autoplay: NO