SMS: el nuevo plan de Facebook a 10 años

Con la compra de WhatsApp, la red social busca asegurarse un espacio en los mercados emergentes, incluyendo Latinoamérica.

facebook-whatsapp-1_610x292.png
Crédito: Facebook

Los siguientes diez años de Facebook no lucirán para nada como los diez anteriores, y eso es en parte gracias a la adquisición de WhatsApp, anunciada esta semana, una transacción que ayudará a la red social a cumplir con su ambiciosa meta de alcanzar a miles de millones de personas en todo el mundo.

Facebook dijo el miércoles que comprará WhatsApp, que viene con 450 millones de usuarios mensuales activo, por US16,000 millones en efectivo y acciones, además de otros US$3,000 millones adicionales en acciones a los empleados que se pagarán en los siguientes cuatro años.

El acuerdo hace que Facebook otorgue una cantidad considerable de acciones de su compañía a WhatsApp, pero eso podría ser un pequeño precio con tal de que se mantenga a la delantera en el negocio de Internet. Básicamente, Facebook ha convertido a su gran contendiente -al menos en cuanto a audiencia se refiere- en un aliado, comprándose de paso un negocio de mensajes instantáneos (SMS) en los mercados emergentes.

Lo siguiente no lo dijimos nosotros, sino el propio ejecutivo que ejecutó la adquisición (el énfasis sí es nuestro):

"WhatsApp es un producto de alta calidad, con una increíble interacción de sus usuarios y un rápido crecimiento. En EE.UU. no recibe la atención que merece, porque la comunidad empezó a crecer en Europa, India y Latinoamérica, pero WhatsApp es una red de comunicación muy valiosa y muy importante a nivel mundial", dijo el presidente ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, el miércoles cuando anunció la compra. "WhatsApp es la única aplicación que he visto que tiene más interacciones y un porcentaje más alto usándola todo el día que el mismo Facebook".



Las interacciones en WhatsApp, o el ratio de usuarios activos cada mes, es impresionante, un 70 por ciento, mientras que la de Facebook es de un 61 por ciento. Lo que es aún mejor, Zuckerberg cree que WhatsApp está en camino a alcanzar "más de mil millones de personas en los próximos años".

La lógica de Zuckerberg es que, con o sin anuncios --y según el fundador de WhatsApp Jan Koum WhatsApp no tendrá anuncios-- un servicio de Internet que llegue a mil millones de personas tiene un valor incalculable. En la actualidad, el enfoque es en el crecimiento, y tanto Zuckerberg como Koum insisten en que WhatsApp sí monetiza su aplicación al vender suscripciones anuales de US$1, aunque el primer año de la membresía es gratis.

Durante la llamada de conferencia, los comentarios de Zuckerberg a menudo recordaron a comentarios pasados acerca de los planes a 10 años de la red social para conectarse con el planeta entero. El plan se inicia con apps independientes como Messenger, Instagram y Paper, y luego termina con el objetivo de ofrecer acceso a Internet al resto de las dos terceras partes del planeta que no están conectadas.

La compra de WhatsApp significa que, mientras Facebook trabaja en expandir el acceso a la banda ancha en todo el planeta, puede también ofrecer una alternativa de mensajería instantánea súper barata.

"Mientras Facebook trabaja en conectar al mundo entero y en construir una infraestructura para crear una comunidad global, WhatsApp claramente ayudará a acelerar nuestro progreso", dijo Zuckerberg. "La gente usa WhatApp como un reemplazo a los mensajes de texto tradicionales".

Los paralelos entre WhatsApp y los SMS fueron destacados también durante la presentación con los inversionistas. Facebook dijo que el volumen de mensajería de WhatsApp, que es de 19,000 millones de mensajes enviados por día y y 34,000 millones recibidos por día, está alcanzando al volumen total de comunicaciones globales vía SMS.

Close
Drag