CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas
Móvil

El nuevo app de Microsoft quiere ser los ojos de los invidentes

Este es el más reciente experimento de la gigante de software que utiliza la tecnología de inteligencia artificial de una forma inusual.

Microsoft
rwcg1k

Apunta tu teléfono adonde y a quien quieras, y te dirá lo que ve. 

Microsoft

Es oficial: estamos viviendo en el futuro.

No, todavía no hay ningún carro volador (por ahora). Y, lo siento, aún no podemos viajar a las estrellas más fácilmente. Pero una promesa del futuro -- que las computadoras puedan ayudar a los ciegos a ver -- está empezando a hacerse realidad. 

El más reciente ejemplo de esta tecnología es Seeing AI de Microsoft, un app gratuito para el iPhone, que se lanzó el miércoles y que "te narra el mundo que te rodea". Si apuntas el teléfono hacia el parque, el dispositivo te contará lo que ve. Si lo apuntas hacia una persona, te dirá si está sonriendo. Si lo apuntas a un billete, te dirá su denominación. Hasta te contará acerca de un producto cuando lo escanees. 

"Sólo tienes que sostener el teléfono y escuchar la información sobre el mundo que te rodea", promete Microsoft.

Parece cosa de magia, pero Microsoft no es el único en haber pensado en esto. Apple, Google, Facebook y Amazon están trabajando en proyectos similares. 

Facebook, por ejemplo, explicó en febrero cómo ha estado usando la inteligencia artificial para describir lo que hay en las fotos que aparecen en tu cronología. Y Apple ha estado usando asistentes de voz para ayudar a los invidentes a aprender programación. Google, por su parte, presentó este año Google Lens, un app que identifica los objetos que el teléfono tiene en frente, y que incluso te ofrece acciones relacionadas (si es una cartel de un concierto, te da la opción de comprar boletos).

Seeing AI es el más reciente proyecto que ha creado utilizando su tecnología de inteligencia artificial. La empresa también ha lanzado herramientas para los desarrolladores de videojuegos para crear juegos con los que puedas hablar y también creó un programa de Twitter llamado Tay que esperaba pudiera simular las conversaciones de una chica adolescente. Ese proyecto, sin embargo, fue cancelado después de que unos trolls le enseñaran a odiar a las feministas, alabar a Adolf Hitler y solicitar sexo.