El año se le puso en chino a Apple por la caída de ventas del iPhone

La gigante de Cupertino reportó ganancias récord de US$18,400 millones en su más reciente trimestre fiscal, pero advirtió de una posible caída de ventas en China.

La sede de Apple en Cupertino, California.

James Martin/CNET

Por primera vez en su historia, las ventas del teléfono insignia de Apple no alcanzaron las expectativas de Wall Street, según los resultados que reportó la compañía para su primer trimestre fiscal de 2016, dados a conocer el martes al cierre de las operaciones bursátiles.

Los analistas habían estimado que, impulsada por la época navideña y las ventas en China, la compañía vendería al menos 76.54 millones de unidades del iPhone durante los últimos tres meses de 2015. Sin embargo, sólo vendió 74.8 millones de iPhones en su primer trimestre del año fiscal, lo cual estuvo por debajo de las expectativas de Wall Street.

Los analistas ya habían anticipado una desaceleración en ventas luego de que algunos distribuidores redujeran sus pedidos del iPhone 6S durante el trimestre. Esto a pesar de que Tim Cook, durante los resultados del cuarto trimestre de 2015, dijo que esperaba que la demanda de los iPhone 6S rebasara las unidades disponibles. La demanda del iPhone en China por parte de la clase media es la razón por la cual algunos analistas piensan que las ventas volverán a subir, aunque el optimismo en el futuro no cambia los resultados de este primer trimestre fiscal de Apple, que finalizó el 26 de diciembre de 2015.

"Nuestras ventas récord y nuestros fuertes márgenes impulsaron un récord en ingresos netos y ganancias por acción a pesar de un entorno macroeconómico muy difícil", dijo el director general de finanzas de Apple, Luca Maestri.

Además de la decepción en la venta de los iPhones, Apple tampoco registró muchas ventas de su tableta más nueva, el iPad Pro. La tableta, que salió a la venta en noviembre de 2015, no ayudó a impulsar la venta de las iPad, e incluso las ventas cayeron un 25 por ciento a 16.1 millones de unidades vendidas en el trimestre comparado al mismo periodo del año anterior.

Apple no compartió las cifras de ventas de su reloj inteligente Apple Watch.

Debido a todo esto, Apple ajustó sus expectativas para el próximo trimestre, ajustando a la baja su expectativa de ingresos a entre US$50,000 millones y US$53,000 millones, por debajo a lo que pensaban los analistas, que habían pronosticado ingresos de US$55,500 millones, reportó Bloomberg.


Este cambio de fortuna para Apple puede poner un freno al sucesivo triunfo en ventas del iPhone en China, que durante el cuarto trimestre de 2015, que finalizó el 30 de septiembre, había visto un aumento del 120 por ciento frente al mismo trimestre del año anterior.

A pesar de los problemas de Apple con los iPhones y con la economía de China, que no está creciendo a los mismos niveles que antes, este trimestre la compañía rebasó por poco las expectativas de los analistas en cuanto a sus ganancias, logrando ganancias de US$18,400 millones sobre ingresos de US$75,9oo millones. Se esperaba que Apple alcanzara ingresos de entre US$75,500 millones y US$77,500 millones.

Según la firma de investigación Zacks Investment, el consenso de 16 analistas era que Apple ganaría US$3.23 por acción. Apple obtuvo ganancias de US$3.28 por acción en el trimestre.

Close
Drag