Samsung arregla fallo en la impermeabilidad del Galaxy S7 Active

La fabricante surcoreana encontró y arregló un problema que hacía que a los Galaxy S7 Active se le metiera agua y afectara su funcionamiento.

Close
Drag

¿Recuerdas cuando al Samsung Galaxy S7 Active se le metió el agua después de un chapuzón en la piscina? Todo esto a pesar de prometer ser resistente al agua.

Ahora, Samsung ha dicho que ha encontrado y arreglado un desperfecto en la línea de producción que hizo que algunas unidades del S7 Active sufrieran daños por agua y dejaran de funcionar; esto a pesar de que el teléfono prometía tener la capacidad de poder sumergirse completamente bajo 5 pies de agua (1.5 metros) durante unos 30 minutos.

En respuesta a cuatro pruebas que realizó CNET, y de dos fallas que compartió Consumer Reports, el cual fue el primero en encontrar este desperfecto, Samsung le envió a CNET el siguiente comunicado:

"Hemos descubierto y aislado un problema en la línea de producción que se encarga exclusivamente de fabricar el Galaxy S7 Active. Este problema ha sido resuelto. Hemos recibido pocas consultas de clientes y cualquier persona con un S7 Active que haya sufrido de daños por agua recibirá una unidad de reemplazo bajo nuestro estándar de garantía limitada".

Samsung ofrece una garantía de un año, y detalla las pautas en las que se puede sumergir los teléfonos de la línea S7: el Galaxy S7, S7 Edge y S7 Active.

Hemos reducido la calificación del S7 Active de 4.5 estrellas a 4 estrellas (para una calificación final que va del 8.8 al 8.0) para reflejar los resultados de nuestras pruebas de agua (el Active aprobó nuestra prueba inicial de agua). Planeamos realizar otra prueba en otra unidad nueva para ver si Samsung de hecho arregló el problema.

CNET en Español condujo su propia prueba de agua: nuestra unidad de prueba del Galaxy S7 Active sobrevivió y funcionó.