CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas
Sistemas operativos

Sailfish quiere ser una plataforma abierta para todos

Jolla, la creadora del sistema operativo Sailfish, se define más como una plataforma de software que como una fabricante de dispositivos.

Reproduciendo: Mira esto: Sailfish OS: el sistema operativo a base de gestos
1:55

BARCELONA -- "No queremos ser una empresa de hardware", dice Stefano Mosconi, cofundador y director general de tecnología de Jolla. "Queremos ser una plataforma donde todos puedan innovar abiertamente sin tener que hablar con una empresa como Google".

Jolla -- que se pronuncia "yo-la" -- es una empresa de servicios y dispositivos con sede en Finlandia, creadora del sistema operativo Sailfish. Los empleados de Jolla son ex trabajadores de Nokia que colaboraban juntos en el proyecto del sistema operativo MeeGo. En el marco del Mobile World Congress en esta ciudad, Jolla anunció la nueva versión de su sistema operativo, Sailfish 2.0, enfocado hacia los mercados emergentes.

Sailfish se caracteriza por tener una interfaz muy intuitiva a base de gestos simples -- arriba, abajo y a los lados. Durante la feria de tecnología, la empresa también mostró su Jolla Tablet, para la cual abrió una campaña de financiamiento en Indiegogo desde hace varias semanas.

La idea de lanzar la campaña en una plataforma de crowdfunding, dice Mosconi, no tuvo una lógica financiera. Para Jolla, tanto su teléfono como su tableta son una forma de demostrar las cualidades de su sistema operativo. "La tableta es un recipiente para Sailfish", dice Mosconi. "Es una herramienta para presumirlo".

Al igual que la china Xiaomi -- que llama a sus clientes "fans' -- Jolla tiene una relación muy estrecha con su comunidad, que sugiere y exige cambios y modificacines constantes a Sailfish. Y al igual que Xiaomi con su OS MIUI, Jolla también lanza actualizaciones frecuentes de Sailfish -- un promedio de una al mes. Por eso, la empresa quería ofrecer primero a esos fanáticos de Sailfish la oportunidad de hacerse con una tableta a través de la campaña, que ve como una forma no de hacer dinero sino de interactuar con su comunidad.

mosconi.jpg
Stefano Mosconi, cofundador y director general de tecnología de Jolla. Gabriel Sama/CNET

Estas dos empresas son un ejemplo de una tendencia de compañías de tecnología que ven su hardware como un conducto y receptáculo para su software y servicios. En el caso de Jolla, dice Mosconi, Sailfish es un sistema operativo multicanal, multiplataforma y multiplantalla que la empresa quiere llevar a los países donde exista una necesidad de mayor flexibilidad y libertad -- que no incluye, por ejemplo, a Estados Unidos, donde el mercado está copado por iOS y Android.

Curiosamente, a pesar de no apuntar Sailfish al mercado estadounidense, esa es la segunda región del mundo que ha aportado más donadores a la campaña de Jolla Tablet en Indiegogo, después de Finlandia -- sede de la empresa.

Como parte de sus iniciativas para Sailfish, Jolla quiere licenciar su software a través de su Sailfish Alliance a proveedoras de telefonía y fabricantes de dispositivos en países como Rusia e India y, en un futuro próximo, Brasil. Para lanzar en ese país sudamericano, dice Mosconi, sólo están esperando que un fabricante u operadora local los aborde.

Además de la colaboración con operadoras y fabricantes, Jolla busca patrocinadores de contenido que subsidien la venta de la tableta en ciertas regiones, integrando sus servicios directamente en el sistema operativo.

La idea, por ahora, es llevar Sailfish a todos los rincones del mundo donde exista una necesidad, dice Mosconi. "Estamos interesados en todo el mundo", dice, "iremos donde quiera que haya un problema. Nosotros tenemos una solución".