CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Deportes

Las redes sociales celebran el debut como futbilista de Usain Bolt y su gol fallado

Este hombre que impuso marcas en las carreras de 100 y 200 metros jugó sus primeros minutos en la liga australiana y su desempeño dejó momentos hilarantes.

Central Coast Mariners v Central Coast Football

Usain Bolt durante el juego entre los Central Coast Mariners y Central Coast Football en el estadio Central Coast en Gosford, Australia.

Ashley Feder / Getty Images

De correr, corre. Pero a la hora de dominar la pelota, la historia es diferente.

Usain Bolt, el jamaicano que posee once títulos mundiales y ocho en los Juegos Olímpicos, además de ostentar la marca de ser el más rápido en los 100 y 200 metros del mundo, debutó este viernes con el Central Coast Mariners, equipo australiano de fútbol.

El desempeño en la cancha demostró que no es lo mismo ser el rey del las carreras que actuar en una competencia entre futbolistas.

De hecho, en la jugada más clara, de varias que tuvo para anotar, Bolt no empujó el balón porque no llegó a tiempo.

Bolt, de 32 años, entrena con este equipo por tiempo indefinido y busca demostrarle al mundo que puede jugar como profesional.

Sin embargo, en los 20 minutos que disputó, dejó muchas dudas sobre su capacidad de adaptación a un deporte que requiere de mucho más que velocidad.

Pero a nivel de mercadeo, Bolt se posicionó en Twitter como Trending Topic y usuarios y cuentas de deportes detallaron su estreno en la liga australiana.

El primer toque del balón de Bolt, no obstante, fue poco ortodoxo. Su intento de dominio lució como un blooper de jugador amateur.

"Estaba un poco nervioso, pero en cuanto ingresé a la cancha mis nervios desaparecieron", declaró Bolt a Fox Sports. "Desearía haber tenido más contacto con el balón, pero aún no estoy en condición. Sólo debo trabajar más duro y mejorar mi velocidad".

De todas formas, Bolt puede dormir tranquilo porque su equipo ganó 6-1 a una selección de Central Coast y su sola presencia revolucionó a Gosford, un suburbio de Nueva Gales ubicado a 75 kilómetros al norte de Sídney.

Casi 10,000 personas llenaron el estadio Central Coast para ver al campeón de la velocidad, algo que no había sucedido antes en un partido de pretemporada.