CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas
Industria de la tecnología

Jefe de Uber podría tomarse un receso en el peor año de la empresa

Travis Kalanick ha tenido que enfrentar este año boicots por su asesoría a Trump, problemas internos de acoso sexual y machismo y ahora un reporte asegura que podría tomarse un descanso.

Travis Kalanick, presidente ejecutivo de Uber, ha estado bajo el ojo del huracán durante meses.

James Martin/CNET

Desde marzo ya advertíamos que el 2017 pintaba como un mal año para Uber, y desde entonces las cosas no han hecho más que empeorar al punto, de que el presidente ejecutivo de la empresa, Travis Kalanick, podría tomarse un tiempo de receso al timón de la compañía.

Según Reuters, la junta ejecutiva de la empresa tenía entre sus puntos a discutir el fin de semana un permiso para Kalanick, que además vendría acompañado de una serie de cambios radicales en la estructura de gestión de la compañía, incluyendo formas para responder a los problemas internos de acoso sexual.

Este tema ha sido uno de los que más ha generado dolores de cabeza a Uber. En febrero una ex empleada publicó un post en el que explicaba la cultura del machismo y los acosos en la empresa, diciendo que el departamento de Recursos Humanos de la compañía no hacía prácticamente nada.

Esto llevó a la compañía a abrir una investigación interna dirigida por el ex fiscal Eric Holder. La semana pasada 20 trabajadores fueron despedidos por este asunto. A esto se suma que algunos inversionistas han acusado a la empresa de estar plagada de una cultura de "falta de respeto".

Los problemas de Uber se acumulan, y ya no son solo las demandas de los países en los que pretende llevar su servicio. Este año Kalanick fue protagonista de un video en el que respondía de malas formas a un conductor sobre las tarifas, mientras que la semana pasada se dio a conocer la "Carta de Miami", un memorando interno en el que el ejecutivo pedía a los trabajadores que se comportaran en un viaje de trabajo a Florida, y los animaba a siempre tener relaciones sexuales consentidas explícitamente.

Uno de los casos más sonados fue el boicot al app fomentado desde Nueva York durante una serie de protestas en contra del presidente Donald Trump, a quien además Kalanick asesoraba directamente. Producto del rechazo de los usuarios se vio obligado a abandonar el grupo al que perteneció menos de tres meses.

Más de una decena de ejecutivos ha abandonado Uber en los últimos meses, y se espera que esta semana haya nuevas bajas, algunas presionadas por la junta directiva, según explicó The Wall Street Journal.

A toda esta vorágine profesional, Kalanick debe además sumar la reciente pérdida de su madre, con quien tenía fuertes vínculos y quien falleció hace menos de un mes en un accidente mientras navegaban en aguas californianas con el padre del ejecutivo, quien se encuentra fuera de peligro. 

Reproduciendo: Mira esto: Te llevamos de paseo por la enorme fábrica Tesla Fremont...
2:15