Este peculiar gorro muestra tu actividad cerebral en colores

Neurotiq combina el tejido, la impresión en 3D y la electroencefalografía para mostrar tu actividad cerebral como una gama de tonos LED.

neurotiq.jpg
Sensoree

Todos hemos visto muchos dispositivos que se montan en la cabeza para leer la actividad cerebral mediante electroencefalogramas (EEG) que la exploran e interpretan visualmente. Pero no habíamos visto nada como Neurotiq de la empresa Sensoree, que parece algo así como una rarísima nube de burbujas de plástico.

De hecho, Neurotiq consiste de varios componentes: un casco que se monta en la cabeza y que se llama Emotiv, que monitoriza la actividad neuronal en 14 puntos distintos; una malla de nailon tejida que se coloca por encima del Emotiv; y, dentro de esa malla, 14 globitos impresos en 3D con una serie de luces cambiantes LED que despliegan el tipo de actividad ocurriendo en el cerebro de la persona que lo tiene puesto.

Según el sitio web de Sensoree, los diferentes colores representan diferentes estados cerebrales: delta, o sueño profundo, es de color rojo; theta, o meditación, es de color naranja; beta, o de la conciencia, es de color amarillo y verde; y gamma, o multisensorial, es de color azul, púrpura y rojo.

Diferentes luces pueden mostrar diferentes matices, ya que diferentes partes del cerebro participan en diferentes actividades. El casco fue diseñado como parte del trabajo de Sensoree en la promoción de lo que llama "extimidad", o la intimidad exteriorizada -- la razón de ser de lo que comenzó con un proyecto de investigación para diseñar tecnología portátil para ayudar a las personas afectadas por el trastorno del procesamiento sensorial, a menudo en concierto con trastornos del espectro autista.

"Esta nueva forma de comunicación social se comunica con nosotros mismos, así como con cómo nos sentimos", escribió la fundadora de Sensoree, Kristin Neidlinger. "Estos diseños, basados en las emociones promueven la conciencia corporal, la perspicacia, la espontaneidad y ¡la diversión!"

En total, Neurotiq tomó más de 130 horas para completar, sin incluir la codificación; el proceso de tejido tomó 61 horas y la impresión en 3D, 76 horas.

El dispositivo no está disponible para su compra, pero la misma compañía está tomando pedidos para una edición limitada de suéteres especiales que usan biometría para determinar el estado de ánimo de los portadores.