Nuevas reglas complican el vuelo de los drones comerciales

Una nueva propuesta de reglamentación de la Administración Federal de Aviación de EE.UU. podría afectar los planes de Amazon y Google de lanzar un flotilla de drones comerciales.

Close
Drag

La Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA, por sus siglas en inglés) ha propuesto un nuevo conjunto de normas para reglamentar el vuelo de los aviones no tripulados, entre ellas varias que complican la posibilidad de utilizarlos para hacer entregas comerciales.

En una nota de prensa publicada este domingo, el organismo propone una altitud máxima de vuelo de unos 150 metros desde el suelo, una velocidad máxima de 160 kilómetros por hora y a que únicamente puedan surcar los cielos de día.

Además, el dron nunca deberá salir de la vista del piloto, quien deberá tener al menos 17 años de edad, haber pasado una prueba de "conocimientos aeronáuticos" y tener un certificado de operación. Adicionalmente, los pilotos deberán someterse cada dos años a un nuevo examen que revalide sus aptitudes.


"Hemos intentado ser flexibles al escribir estas reglas", dijo el administrador de la FAA, Michael Huerta en el comunicado. "Queremos mantener el nivel excepcional de la seguridad aérea sin imponer una carga regulatoria excesiva a esta industria emergente".

Como es lógico, las aeronaves no tripuladas no podrán invadir el espacio aéreo restringido, tendrán que estar lejos de aeropuertos y aviones de mayor tamaño y deberán cesar su actividad si son consideradas un peligro o amenaza pública.

Esta propuesta de reglamentación tendrá un periodo de debate de 60 días y afecta a todas las aeronaves que pesen más de 24 kilogramos. La FAA no descartó hacer un reglamento aparte para las naves de menos peso, los llamados drones micro que no alcanzan los 3 kilogramos.

Si esta reglamentación se hace realidad, empresas como Google y Amazon no podrían dar vuelo a su negocio de entregas de productos vía aérea mediante el uso de drones.

"La FAA tiene que empezar y completar rápidamente el proceso formal para atender las necesidades de nuestro negocio, y en última instancia a nuestros clientes", dijo Paul Misener, vicepresidente de política pública global de Amazon, en un comunicado recogido por Business Insider. "Tenemos el compromiso de hacer realidad nuestra visión para el servicio Prime Air y estamos dispuestos a desplegarlo cuando tengamos el apoyo regulatorio que necesitamos".

Misener dijo también tener claro que esta legislación no se completará hasta pasados al menos dos años, y que de seguir el curso que lleva Amazon no podrá ofrecer su servicio de entrega mediante drones.

En diciembre un reporte advertía que si las reglas de la FAA sobre el uso de drones comerciales seguían siendo restrictivas, Amazon se llevaría sus investigaciones en este campo fuera de Estados Unidos.

Nota del editor: este artículo se actualizó el 19 de marzo a las 4:28 p.m. hora del Pacífico para corregir un dato sobre la altitud máxima de vuelo permitida para los drones.