¿Te molesta que nuestros dispositivos nos escuchen y sigan nuestros pasos?

Un concepto que antaño sólo se concebía en películas de ciencia ficción, las computadoras controladas por comandos de voz ahora son una realidad. Pero la gente no se ha percatado de que está sacrificando su privacidad por la conveniencia.

echo-voicerecognition.png
El nuevo dispositivo Amazon Echo está atento a tu voz. Amazon

Si vas al sitio web del producto más reciente de Amazon, un asistente virtual, te enterarás de muchas de sus funciones: bocinas integradas, siete micrófonos para captar tu voz, y un cerebro en una nube que se hará cada vez más inteligente a medida que te va escuchando.

Pero hace falta mencionar algo: tu privacidad.

La página de producto para este dispositivo cilíndrico llamado Echo no dice cómo éste protege tus datos personales mientras le haces preguntas y emites órdenes. El dispositivo siempre está escuchando atentamente para poder actualizar tu lista de supermercado, informarte de la condición del tiempo o para ponerte una canción.

"Amazon Echo. Tiene un poco de sci-fi, es un poco espeluznante pero sin dudas lo usaría en mi salón de clases", dijo Marty Elkins, un maestro y un entusiasta de la tecnología de Ontario, Canadá.

Elkins, quien enseña sexto y séptimo grados, vislumbra un futuro en que sus estudiantes pueden usar el dispositivo Echo para buscar datos con facilidad, de la misma forma en que utilizas un diccionario para buscar el significado de una palabra o empleas Google para buscar un dato histórico. Echo te ahorraría "tiempo gastado", dijo Elkins, quien señaló que ya utiliza la asistente virtual de Apple Siri en el salón de clases con ese mismo propósito.

Por supuesto, esta clase de conveniencia significa que Amazon va a recibir información de Elkins, saber las cosas en las que él y sus estudiantes están interesados, y quizás, encontrar una manera para utilizar esa información para venderle cosas. Pero, como muchos otros consumidores, Elkins dice que es un precio que está dispuesto a pagar.

Cada vez más, la industria de la tecnología está pidiéndole a los consumidores tomar una decisión en el borde entre lo que es 'cool' y tenebroso, a medida que las empresas nos piden que intercambiemos nuestra información personal por conveniencia y servicios.

Tu teléfono inteligente tiene un chip GPS integrado que te ayuda a encontrar un restaurante cerca de ti pero que también deja un registro de dónde te tomaste esa selfie. Tu laptop tiene una cámara que te permite hacer videollamadas con tus familiares por Skype, pero también tiene el riesgo de convertirse en un aparato que te espíe. Y ahora, la nueva tecnología como Echo y las versiones manos libres de Siri y Google están activando sus micrófonos a todas horas para poder estar a tu servicio.

Siri de Apple. CNET

Pero, no te preocupes, existe una solución: esta tecnología se puede apagar.

Pero, mientras que más consumidores intercambian sus datos personales por la conveniencia, están reduciendo el espacio en el que no están siendo monitorizados y escuchados.

"Antes, tenías que entrar a la casa de alguien para ver qué está haciendo", dijo Andrew Sudbury, el cofundador y director general de tecnología de Abine, una compañía que desarrolla herramientas de privacidad en línea para los consumidores. "Hemos incrementado radicalmente el acceso a nuestra vida personal".

Las empresas afirman que los riesgos compensan las ganancias y que son confiables. Amazon guarda toda la información que registra Echo en sus servidores, dijo una portavoz de la compañía. Todas las grabaciones que realiza Echo están "asociadas a tu cuenta para permitir que el servicios se personalice para cada usuario", dijo.

Durmiendo, pero siempre con el oído atento

Amazon presentó Echo la semana pasada. Es una torre estacionaria que se activa con comandos de voz a través de un app móvil que está disponible sólo para aquellos que se apunten en una lista de espera. Tiene un precio de US$199, o US$99 si estás suscrito a Amazon Prime. Saldrá a la venta en "las próximas semanas", según Amazon.

Los micrófonos de Echo no están siempre transmitiendo a Internet. De acuerdo con la página de preguntas frecuentes de Amazon, Echo sólo comienza a grabar y conectarse a Internet cuando dices una palabra de activación como "Alexa" o "Amazon".

Echo está atento de la palabra de activación empleando un proceso de reconocimiento de voz que almacena datos sólo en ese dispositivo, dijo Amazon. Cuando Echo envía información a la nube, un anillo ubicado en la parte superior del dispositivo se ilumina. Puedes apagar el micrófono manualmente y puedes borrar cualquier archivo de audio que Amazon haya almacenado. Pero, advierte la compañía, esto podría "degradar la experiencia".

Google y Apple ofrecen sistemas similares para sus dispositivos Android y iOS, utilizando "OK, Google" y "Hey Siri" para poder activar sus dispositivos. La consola Xbox One de Microsoft responde a una serie de comandos que se activa con la palabra "Xbox".

Como el Echo de Amazon, Siri de Apple no transmite las grabaciones a Internet cuando está en espera de una solicitud. Cuando se realizan los comandos, estos son transmitidos a Internet, pero con pautas de seguridad para proteger la identidad del usuario. Por ejemplo, cuando Siri está encendida, tu iPhone o iPad crea identificadores al azar para que los servidores no sepan que eres tú quien está emitiendo la solicitud. La asistente de voz de Google funciona, a grandes rasgos, de la misma manera.

Más y más inteligente

Jeremy Gillula, quien trabaja para la organización que monitoriza la privacidad Electronic Frontier Foundation, dice que los consumidores deben estar preocupados aún cuando sus dispositivos no los estén grabando todo el tiempo.

"Con la información suficiente, Amazon puede reunir muchos datos que quizás no sepas le estás suministrando", dijo Gillula. Por ejemplo, si Echo puede reconocer distintos patrones de voz, es quizá capaz de saber cuántas personas distintas se dirigen a él y por extensión puede deducir cuántas personas habitan en la casa. O, si preguntas acerca de las condiciones del tiempo en algún lugar, eso podría alertar a Amazon que te estás dirigiendo a ese lugar.

Los temores de Gillula son lo que en efecto está vendiendo la industria de la tecnología. Amazon dice que Echo podrá eventualmente desempeñar más funciones más allá de contestar preguntas y actualizar tu lista de mercado. Si Echo puede entender la razón por la que preguntas algo, el mismo podrá deducir qué productos necesitarás antes de que lo digas.

"Siempre haciéndose más inteligente", se lee en la página de producto. "Mientras más uses Echo, más se adapta a tus patrones de lenguaje, vocabulario y preferencias personales".

El maestro Elkins entiende que el objetivo de las compañías es generar más dinero con sus datos. Pero lo acepta, siempre y cuando obtenga algo a cambio. Sin embargo, no todos tendrán la misma perspectiva o actitud, lo que quiere decir que debes saber quién te está escuchando y si esto te incomoda o no.

"Es un intercambio", dijo Elkins. "Estoy dispuesto a ver los anuncios de Google para poder usar Google de manera gratuita, y estoy dispuesto a que Amazon me envíe anuncios si eso significa que están invirtiendo en la investigación y desarrollo para aumentar los horizontes de la tecnología de consumo".

Close
Drag