CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Samsung: Dos errores causaron las explosiones del Galaxy Note 7

El sobrecalentamiento del Note 7 se debió a problemas en el diseño y manufactura de la batería del celular, tanto en componentes de Samsung como de terceros.

samsung-galaxy-note-7-new-nov-2nd-1081-002.jpg
Josh Miller

A cinco meses del inicio de la debacle del Galaxy Note 7, Samsung comunicó oficialmente las causas que provocaron el sobrecalentamiento y las explosiones de algunas unidades de su tabléfono.

A través de una conferencia de prensa el lunes 23 de enero a las 10 a.m. hora de Corea del Sur, la tierra natal de Samsung (o sea, las 5 p.m. del domingo 22, hora del Pacífico), Samsung dijo que, en efecto, la batería fue la causante de que varias unidades del Note 7 explotaran -- aunque la cosa no es tan simple.

La razón detrás de las explosiones

Durante la conferencia de prensa, Samsung dijo que la razón detrás de los problemas del Note 7 fueron dos defectos diferentes en las baterías utilizadas en el teléfono, tanto en las primeras unidades antes de su retiro del mercado, como también en la segunda ola de unidades que fueron entregadas como reemplazos.

La primera batería, fabricada por la propia compañía, sufrió de un problema de diseño, según explicó Samsung. La carcasa externa de la batería era muy pequeña para los componentes en el interior, lo que causó un cortocircuito que provocó la explosión.

La segunda batería, que provino de un fabricante externo y no de Samsung, no tuvo el mismo problema de diseño. En el caso de esta batería, debido a la prisa para fabricar una suficiente cantidad de baterías lo más rápido posible para entregar las unidades de reemplazo, el fabricante dejó pasar un defecto en la manufactura y que creó el mismo problema de la primera batería.

La semana pasada, el diario The Wall Street Journal informó exactamente estos problemas previo al informe de este domingo de Samsung.

La explicación de Samsung pone punto final al calvario que el Note 7 generó para la compañía surcoreana y fabricante número uno de teléfonos inteligentes a nivel mundial. El problema del Note 7 comenzó a fines de agosto y principios de septiembre cuando varias unidades del teléfono estallaron tras sobrecalentarse, lo cual provocó un primer retiro del mercado. Posteriormente, las unidades de reemplazo presentaron un problema similar, lo cual generó que todas las unidades vendidas y distribuidas en todo el mundo fueran sacadas del mercado, además de la prohibición de estos teléfonos en vuelos nacionales e internacionales. El golpe económico para la empresa se estima en miles de millones de dólares.

Samsung

El renacer de Samsung

Ahora que el problema de la batería fueron hallados y publicados, Samsung debe enfrentar un problema igual o más grande: recobrar la confianza de los consumidores, tanto los que se vieron afectados por la devolución del Note 7, como por los consumidores fieles a la compañía que vieron su confianza en ella tambalearse.

"Fue una crisis muy dolorosa para mí", dijo D.J. Koh, el ejecutivo al frente del área de dispositivos móviles en Samsung, en una entrevista con CNET previo al anuncio del domingo. Koh dijo que este ha sido su peor momento en Samsung durante sus 33 años en la empresa.

El lado positivo del suceso, fue que el problema no afectó a la línea Galaxy S, la más exitosa de Samsung y que hasta ahora ha sido casa de su teléfono insignia. Sin embargo, el Note 7 es muy importante para la empresa porque, por lo regular, el teléfono se presenta en la segunda mitad del año -- entre agosto y septiembre -- para librar una batalla por la atención de los consumidores que esperan por un nuevo iPhone, que también se anuncia en esas fechas.

Los analistas estiman que toda la debacle -- desde el lanzamiento, recolección de unidades, fabricación de nuevas baterías, e investigación-- tendrá un costo de alrededor de US$5,000 millones para la empresa. Samsung llevó a cabo esta investigación junto co UL, Exponent y TUV Rheinland, tres firmas de pruebas de calidad, en un laboratorio creado explícitamente para recrear el escenario bajo el cual la batería se sobrecalienta y explota.

Samsung dijo que el 96 por ciento de las unidades del Note 7 ya han sido devueltas a la compañía.

Close
Drag
Autoplay: SI Autoplay: NO