CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Cultura tecnológica

Acciones de Nike suben tras retirar las polémicas zapatillas del mercado

Nike retiró del mercado un calzado diseñado para celebrar el Día de la Independencia de Estados Unidos con la bandera Betsy Ross. La decisión tuvo un impacto positivo en sus acciones.

Nike quería celebrar el 4 de julio con un éxito de ventas y por ello diseñó una edición limitada de la zapatilla Air Max, que en la parte trasera lleva la bandera conocida como Betsy Ross. ¿El problema? Los activistas contra el racismo consideran dicha bandera como un símbolo ofensivo para la población afroamericana.

Según un reporte del diario The Wall Street Journal, el ex jugador de fútbol americano y activista, Colin Kaepernick, le dijo a la compañía que no debía vender un calzado que él y otros afroamericanos consideran ofensivo. El medio de comunicación cita a familiares del atleta, quien además es embajador de Nike.

El movimiento, lejos de dañar las finanzas de la empresa, tuvo un impacto positivo. Según el portal TMZ, desde que Nike tomó la decisión, las acciones aumentaron 2 por ciento, agregando casi US$3,000 millones al valor de mercado del gigante de los zapatos. El viernes por la tarde, las acciones de Nike se incrementaron ligeramente a US$86.62 y el valor de mercado de la compañía ahora es de US$136.38 mil millones.

La bandera Betsy Ross fue la primera que representó a Estados Unidos. Muestra 13 líneas rojas y blancas alternadas, y el mismo número de estrellas para representar las colonias originales del país. Es considerada racista debido a que fue adoptada por algunos grupos supremacistas blancos y porque se usó durante la época de la esclavitud, según explica la BBC.

No todos, sin embargo, están de acuerdo con la decisión de Nike. El gobernador de Arizona, el republicano Doug Ducey, escribió en Twitter: "No puedo dejar de mostrar mi descontento con esta terrible decisión. Me siento avergonzado". Además anunció que ordenó que se retiren los incentivos ofrecidos a Nike para establecerse en una vieja fábrica de Goodyear.

Los Air Max tendrían un costo de US$140, pero actualmente no se puede ver en el sitio oficial de Nike. Según diferentes medios de comunicación estadounidenses, el producto no llegó a las tiendas. Sin embargo, pareciera se están cotizando en el mercado alterno y en sitios como sTockx, se subastan hasta en US$2,000. 

En Twitter, la medida de Nike causó controversia y algunos se manifestaron a favor y otros en contra, al punto que Betsy Ross se convirtió en tendencia mundial. Estas son algunas de las reacciones en la red social: 

En contra

Un símbolo del país

¿Nos volvimos locos?

Pero sí se lanzará el modelo Stalin

Piden boicot a Nike