CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Ciencia

El telescopio TESS avista tres planetas similares a la Tierra — y no están tan lejos

El telescopio cazaplanetas sucesor de Kepler está rindiendo muchos frutos a poco menos de un año de entrar en operación.

tessmdwarfwhaze-1

Una ilustración del telescopio TESS de la NASA.

Goddard Space Flight Center / NASA

El nuevo telescopio cazaplanetas de la NASA, TESS ha estado trabajando duro por poco menos de un año pero ya ha podido avistar su primer mundo del tamaño de la Tierra. Su más reciente hallazgo es uno que podemos ver todos. 

Un equipo de investigadores que analiza datos de TESS ha identificado no uno sino tres supertierras que orbitan alrededor de una brillante estrella conocida como HR 858 y que se encuentra a sólo 104 años luz de distancia.

La estrella tiene una magnitud de 6, lo que la hace una de las estrellas más opacas que se pueden avistar a simple vista con la ayuda de un telescopio o binoculares. Esta podría ser la primera estrella que se puede ver a simple vista que alberga a su alrededor al menos tres planetas. 

Para ser claros, lo que se puede ver a simple vista es la estrella y no los planetas, los cuales pueden ser detectados con telescopios del más alto calibre.

Los hallazgos están detallados en un ensayo entregado al American Astronomical Society. El ensayo, que está pendiente de revisión, ha sido publicado en el sitio Arxiv.

"La principal razón por la que este descubrimiento es emocionante es que la estrella que estos planetas orbitan es muy brillante y está cerca de la Tierra", dijo el autor principal del estudio Andrew Vanderburg, de la Universidad de Texas. "Mientras más brillantes son las estrellas, más podemos conocer de sus planetas".

Vanderburg explica que el telescopio espacial Kepler encontró miles de planetas parecidos a la Tierra durante su misión. La mayoría de estos mundos orbitaban estrellas opacas y por ende distantes. TESS, por su parte, es capaz de ver planetas que orbitan las estrellas más brillantes, y por ende, más cercanas a la Tierra.

Vanderburg dice que HR 858 ofrece la oportunidad que hasta ahora ha sido rara: ver cómo las órbitas de los planetas se mueven en comparación con la dirección de la rotación de sus estrellas. 

"Debido a que HR 858 es tan brillante, podremos realizar la difícil medida de estos tres pequeños planetas. Si lo podemos hacer, podríamos conocer la historia de estos planetas y determinar cómo llegaron a donde están orbitando hoy".

Algo que parece seguro acerca de estos tres planetas es que son probablemente muy calientes para albergar vida. Los planetas rocosos orbitan cerca de la estrella, con una temperatura en la superficie que oscila entre 1,600, 1,300, y 1,100 grados Kelvin.

Reproduciendo: Mira esto: Kepler: El legado del prolífico telescopio cazaplanetas
2:46