La NASA envía la primera impresora 3D de gravedad cero al espacio

¡Impresoras en el espacio! Ahora los astronautas de la estación espacial ya no tendrán que esperar a la siguiente misión de abastecimiento si pueden imprimir las piezas que necesitan a bordo.

Close
Drag

Una pequeña impresora 3D de escritorio está a punto de partir a donde ninguna impresora 3D ha ido hasta ahora: al espacio. Está previsto que la impresora parta en una misión a bordo del SpaceX-4, que podría llegar a la estación espacial internacional el 19 de septiembre.

La NASA ha adoptado las impresoras 3D aquí en la Tierra, así que es normal que quiera extender esta tecnología para alcanzar a los astronautas en órbita. El experimento se denomina oficialmente "3D Printing in Zero-G Technology Demonstration" (Demostración de tecnología de impresión 3D en gravedad cero). Made in Space, una pequeña empresa dedicada a adaptar la impresión 3D para su uso en el espacio, creó el dispositivo para la NASA.

La impresora tiene el tamaño de un microondas pequeño y está diseñada principalmente como prueba de concepto para ver si la impresión en gravedad cero puede dar como resultado objetos tan precisos y resistentes como los producidos con una impresora en la Tierra.

A largo plazo, el objetivo es crear una especie de tienda basada en el espacio para astronautas. Si todo transcurre según lo esperado con este experimento, la NASA pasará a una impresora más elaborada conocida como la Additive Manufacturing Facility (algo así como instalación de fabricación aditiva). La NASA tiene previsto que los investigadores y científicos fuera de la agencia espacial puedan tener acceso a esta impresora en el futuro.

Aunque todos sabemos que los astronautas van a estar tentados a imprimir figuritas de juguete y zapatos de diseñador, la impresora podría ser usada para crear herramientas y piezas para reemplazar elementos rotos. Si miramos aún más lejos, las impresoras 3D podrían ser cruciales para las expediciones tripuladas a Marte.

"Esto quiere decir que podríamos pasar de diseñar una pieza en la Tierra a imprimirla en órbita en un plazo de una o dos horas de principio a fin. La capacidad de construir a la carta puede revolucionar el restringido modelo de suministro al que estamos limitados ahora y será crucial para misiones de exploración", dijo en un comunicado Niki Werkheiser, jefe del proyecto de impresión 3D de la NASA.

Aquí tenemos la esperanza de que los astronautas encuentren tiempo para imprimir una versión en miniatura del Enterprise mientras prueban el aparato.

3D printer for NASA
El ensamblaje de la impresora 3D de Made in Space. Made in Space