Los 'smartwatches' conquistarán a los usuarios — es cuestión de tiempo: estudios

La adopción de los relojes inteligentes ha sido lenta pero con el pasar de los años los investigadores pronostican que seguirán atrayendo a más usuarios, y citan al Apple Watch como una de las razones.

El Apple Watch es el reloj inteligente más reconocido, según Kantar Worldpanel ComTech.

James Martin/CNET

En las muñecas de los estadounidenses, los relojes tradicionales aún tienen más presencia que los smartwatches, pero según informes nuevos, esto comenzará a cambiar con el tiempo.

Para el 2019 es posible que dos de cada cinco personas en Estados Unidos porte un dispositivo de vestir -- los más populares siendo los relojes inteligentes o las bandas de actividad física -- según publicó el miércoles el centro de investigación eMarketer. Eso es más del doble de la cifra actual de adultos que usan un dispositivo de vestir que en el 2015 alcanzó el 16 por ciento.

Las cifras sobre la penetración de smartwatches y las bandas de actividad física en el mercado estadounidense son aún más bajas en la encuesta del centro de investigación Kantar Worldpanel ComTech. Según su informe publicado este jueves, sólo el 3 por ciento de la población en EE.UU. sobre la edad de 16 años tiene un dispositivo de vestir.

Sin embargo, ambos análisis encontraron una tendencia positiva: cada año se compran más y más relojes y bandas inteligentes dado a que hay más opciones, más funciones y más reconocimiento sobre las diferentes marcas. Según eMarketer, de 2014 a 2015 el número de adultos con un wearable subirá 60 por ciento. Por su parte, Kantar encontró que "sólo 1 por ciento de los relojes inteligentes utilizados actualmente en EE.UU. se compró en 2013 frente al 14 por ciento que se compró en 2014" demostrando un aumento en las ventas año con año.

A pesar del optimismo en las futuras ventas de los dispositivos de vestir, ambos centros de investigación encontraron los mismos retos para el crecimiento de este segmento de la industria de la tecnología: el costo y su utilidad.

Los encuestados por eMarketer dijeron que aún no están motivados a comprar un dispositivo de vestir porque no le encuentran el valor y los precios son muy caros. Kantar, cuya encuesta se basó en entrevistas con unos 11,000 consumidores, encontró que el precio del dispositivo era la razón por la cual el 41 por ciento de las personas no tenían la intención de comprarse un reloj inteligente. El factor "celular" fue la segunda razón más citada. Según Kantar, el 33 por ciento de las personas respondieron que sus teléfonos inteligentes ya hacen todo lo que haría un reloj inteligente.

Aún con estos retos, eMarketer espera que el uso de relojes inteligentes y bandas de actividad física suba a unos 81.7 millones de usuarios para 2018.

Los usuarios serán principalmente hombres, atraídos por los smartwatches, mientras que las mujeres se inclinarán más hacia las bandas de actividad físicas como Fitbit, concordaron los centros. Los usuarios del Internet son los consumidores más probables de un dispositivo de vestir y, si tienen un monitor cardíaco, las personas sobre la edad de 65 años comenzarán a comprarlos también, según eMarketer.

Las personas que normalmente no adoptan nuevas tecnologías serán atraídas por el Apple Watch, coincidieron ambos centros de investigación. Aún se desconoce, desde el debut del Apple Watch en abril, cuántas unidades se han vendido en Estados Unidos. Pero las ventas no defraudaron: en sus resultados financieros de este trimestre, Apple reportó que obtuvo US$1,700 millones en ventas por el Apple Watch a nivel mundial.

Close
Drag