CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Ciencia

Al telescopio espacial Kepler se le está acabando la gasolina

El telescopio espacial de la NASA se lanzó al espacio profundo hace nueve años en busca de planetas parecidos a la Tierra que podrían albergar vida.

sci2016-05.jpg
NASA Ames Research Center

El telescopio espacial Kepler, que se lanzó en su aventura espacial hace nueve años en busca de planetas que podrían albergar vida, está dando sus últimas rondas.

Según la NASA, a Kepler, que se encuentra orbitando la Tierra a una distancia de 94 millones de años, se le está acabando el combustible.

"Nuestros actuales cálculos estiman que el tanque de combustible se agotará dentro de unos meses", dice Charlie Sobeck, ingeniero en sistemas de la misión Kepler, en un comunicado. "El equipo de Kepler está planeando recolectar la mayor cantidad de datos posibles en el tiempo que le resta y así lo transmita a la Tierra antes de que los propulsores potenciados por combustible dejen de funcionar".

Pero el fin de la misión de Kepler — de hecho, su segunda misión — no debe traer tristeza. El telescopio espacial ha rendido muchos frutos: ha descubierto y confirmado la existencia de más de 2,000 exoplanetas, o planetas fuera de nuestro Sistema Solar que orbitan una estrella. Se espera que al identificar estos planetas se pueda encontrar una que posea condiciones similares a la Tierra para albergar la vida como la conocemos. 

Mientras esperan a que llegue a su fin, el equipo de Kepler se pregunta: "¿Quién sabe qué sorpresas acerca del universo estará en esa última transmisión [de Kepler] a la Tierra?"