Jolla lanza el sistema operativo OS 2.0, dirigido a Rusia, India, China y Japón

La segunda generación de la alternativa finlandesa de Android aparecerá en teléfonos y tabletas en la primavera, incluidos dispositivos con procesadores Intel.

La tableta Jolla Tablet de 64GB busca respaldo financiero en Indiegogo. Jolla

Jolla ha presentado la segunda generación de su sistema operativo, para smartphones, el Sailfish OS 2.0, con el que pretende rivalizar a Android, dirigido a compañías de Rusia, India, China y Japón.

El nuevo software, que saldrá al mercado en la primavera, promete una mejor interfaz y apoyar procesadores de Intel chips. Sailfish 2.0 incluirá mejores funciones de notificaciones y eventos, y un acceso más sencillo a las funciones principales mediante gestos de deslizamiento. Jolla también promete funciones específicas para la protección de la privacidad.

Jolla fue establecida en Finlandia en 2011 por un equipo de empleados de Nokia que abandonó la compañía y se dedicó a desarrollar el software MeeGo de Nokia. MeeGo fue la base de Sailfish, que ahora opera el teléfono Jolla Phone y la tableta Jolla Tablet, y se ha mostrado en dispositivos como Acer Iconia Tab W500 y O2 Joggler.

Al anunciar el lanzamiento de Sailfish 2.0, Jolla invitó a compañías, particularmente de Japón y los mercados en desarrollo de la India, China y Rusia, a participar. La meta es crear "un fuerte ecosistema móvil local y una alternativa real, independiente y que compita con Android".

Jolla también promete una "gran visibilidad" de "contenido digital" e "integración al comercio móvil a nivel de sistema operativo". En otras palabras, la compañía quiere tentar socios potenciales que coloquen sus productos en tu teléfono, tentándote así a gastar dinero en los productos de esos aliados.

Sailfish OS 2.0 está listo para licenciarse a fabricantes y otros aliados. Una vez que integren el software en sus dispositivos, el consumidor debe poder comprar teléfonos con el nuevo programa en algún momento del segundo trimestre del 2015.

Jolla es uno de una cantidad cada vez mayor de sistemas operativos que tratan de ofrecer a los fabricantes y redes una alternativa a Android. La enorme presencia de Android significa que para los fabricantes es difícil diferenciarse de sus rivales, y los dispositivos Android también comparten tu dinero con Google cada vez que bajas una aplicación o compras una película. Jolla, Firefox OS, Ubuntu y Tizen ofrecen sistemas operativos diferentes que pudieran ayudar a los fabricantes a llevarse un pedazo del pastel.

Close
Drag