CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Celulares

iPhone X: ¿Es hora de que cunda el pánico?

Los abastecedores de Apple dan pistas de que será un trimestre difícil para la gigante de Cupertino, ya que hay señales de que la gente no está comprando el iPhone X.

Josh Miller/CNET

La época de oro del iPhone quizá haya alcanzado su final oficialmente. Y Apple puede culpar al iPhone X por ello

Se suponía que este año fiscal iba a ser todo un éxito para Apple. La empresa rediseñó su popular iPhone por primera vez en tres años, y presumió que el iPhone X es "el futuro" del segmento móvil. Los analistas declararon que el dispositivo iba a impulsar un "superciclo" que le inyectaría nuevo vigor al estancado mercado de los teléfonos celulares. 

Pero parece que mucha gente no está lista para el futuro, o al menos para pagar una alta suma por ese futuro. 

El iPhone X de 5.8 pulgadas tiene un precio inicial de US$999, o US$300 más que el iPhone 8 de 4.7 pulgadas y US$200 más que el iPhone 8 Plus de 5.5 pulgadas. Por esos cientos de dólares extra, obtienes una pantalla más grande y nítida en un cuerpo más pequeño, Face ID para desbloquear el dispositivo con tu cara y la capacidad de enviar emojis animados.

Esos cambios, sin embargo, no son suficientes para animar a los consumidores a desembolsar ese dinero, y las preocupaciones de que el mercado móvil siga cayendo después de su primer año en la historia en que muestra una baja. La baja resalta el dilema de la industria: se está volviendo más difícil para las fabricantes de teléfonos realizar cambios revolucionarios a sus dispositivos, y los precios de los nuevos teléfonos insignia están creciendo al mismo tiempo en que las operadoras telefónicas en Estados Unidos se están deshaciendo de los subsidios. Eso significa que los consumidores están manteniendo sus dispositivos viejos por más tiempo que antes. 

Y Apple no es inmune a ello.

La empresa dará su reporte financiero para el segundo trimestre fiscal este martes. Los resultados aliviarán o confirmarán los miedos de que la era dorada del iPhone ha pasado. 

En las pasadas semanas, abastecedoras como Samsung, TSMC y SK Hynix han advertido de baja demanda -- que se presume es debido a Apple -- y los reportes han dicho que la gigante de Cupertino ha reducido sus planes de producción para el iPhone X. Muchos analistas han estado reduciendo sus expectativas de las ventas de los iPhone en los trimestres que finalizan en marzo y junio. Algunos hasta predicen que las ventas del iPhone podrían caer para todo el año. 

En total, los analistas creen que Apple vendió 54 millones de unidades de iPhone en el trimestre que finalizó en marzo, comparado a los 50.8 millones hace un año. Aunque esto representa una subida, no es el crecimiento explosivo que muchos habían esperado. 

Antes del reporte de los resultados financieros, Wall Street "ha entrado en el modo de pánico", dijo el analista Daniel Ives, de GBH Insights.

Las acciones de Apple han caído 8 por ciento en los últimos dos meses. El valor de la acción cerró el jueves a US$164.22.

Apple se rehusó a comentar.

Las abastecedoras de Apple dan malas señales

La mayor señal de advertencia de los resultados de Apple es lo que han reportado la abastecedoras. Y no es nada bueno.

TSMC, la empresa taiwanesa que fabrica chips que se integran en los iPhone y iPad, advirtió la semana pasada que su segundo trimestre será peor de lo esperado debido a la "continua baja demanda de nuestro sector móvil".

Otra abastecedora clave, la fabricante de chips de memoria surcoreana SK Hynix, dijo que la venta de chips para teléfonos se está ralentizando. Y AMS, una empresa austríaca que fabrica sensores ópticos y 3D para teléfonos, dijo que está experimentando débiles pedidos de uno de sus clientes principales, que los analistas creen es Apple. 

25-iphone-8-and-iphone-8-plus-productred-special-edition-2018

 

Sarah Tew/CNET

Luego, el miércoles Samsung, que abastece la pantalla OLED del iPhone, dijo que sus ingresos en su división de pantallas fue afectada por la lenta demanda de sus paneles OLED flexibles y más competencia entre paneles OLED rígidos y pantallas OLED. Las pantallas OLED flexibles le permiten a las fabricantes de teléfonos curvar las pantallas de sus dispositivos, como el iPhone X y el Galaxy S9. Samsung advirtió que la demanda seguirá débil para las pantallas OLED en el segundo trimestre.

Samsung dijo que su propia unidad móvil tendrá dificultades en el trimestre que finaliza en junio.

Pero quizá una mayor preocupación es el pronóstico de Apple para el trimestre que finaliza en junio. Los analistas esperan que ingresos de US$52,000 millones, un aumento de US$45,400 millones del año pasado, de acuerdo con una encuesta de Yahoo Finance. Pero algunos dicen que Apple podría no alcanzar esta proyección.

Reproduciendo: Mira esto: Teléfonos que parecen un iPhone X... pero no lo son
3:34

Servicios en aumento

Apple genera dos tercios de sus ingresos del iPhone. Si este segmento del mercado sufre, entonces también lo harán los resultados financieros de Apple.

La empresa no tienen ninguna otra división de negocio que se acerque a la envergadura del iPhone. Sin embargo, la empresa se está expandiendo a nuevas áreas como el audio con su HomePod y está impulsando el iPad en el sector educativo. Pero, en cuanto al primer trimestre, sólo el 9.6 por ciento de sus ventas provinieron de sus servicios, mientras que el 70 por ciento vino del iPhone.

Aun así, Katy Huberty, analista de Morgan Stanley, subrayó que los servicios "se están convirtiendo en el motor principal de crecimiento" para Apple. Aunque representan una pequeña parte de los ingresos en general, las ventas en los servicios han estado creciendo en porcentajes de doble dígitos. En el primer trimestre, subieron 18 por ciento. 

Y, a pesar de una ley fiscal favorable, es posible que los ingresos de Apple bajen este año fiscal y el próximo, dijo Toni Sacconaghi, analista de Bernstein.

"Es más, creemos que la narrativa entre los inversionistas después del reporte de los resultados financieros estará dominada por la pregunta de si el negocio del iPhone puede crecer con el tiempo", dijo.

Apple podría volver a encontrar el camino. Pero esto no podría deberse a iPhone X.