CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

OPINIÓN

Un mes con el iPad Pro de 10.5 pulgadas: Cierto, es potente como una computadora

[Opinión] La nueva tableta de Apple es el sustituto ideal de una computadora, y si iOS 10 me hizo soñar que el iPad Pro era una computadora, iOS 11 me lo hizo creer.

El iPad Pro de 10.5 pulgadas es una computadora disfrazada de tableta

Óscar Gutiérrez/CNET

La última vez que usé un iPad en trabajo rudo y que opté por cambiar una computadora por una tableta con pantalla táctil, fue hace varios años, cuando no existía el teclado que ahora Apple vende para el iPad y tocaba usar un teclado Bluetooth hecho para la Mac. De eso ya deben haber pasado unos 3 o 4 años. 

Pero las cosas han cambiado desde entonces. iOS 10 ahora es muy capaz, pues incluye funciones como la multiventana; los chips de todos los productos móviles de Apple ya son de 64 bits (similares a los de una computadora); las baterías duran hasta 10 horas con una carga y, el iPad en particular, está casi listo para cumplir su prometido: conducirnos a una era Post-PC en la que no necesitaremos una computadora.

La travesía de usar un iPad como computadora

El iPad Pro es más potente que muchas Windows allá afuera, además de que es muy delgada y liviana; pesa solo 477 gramos

Óscar Gutiérrez/CNET

Hace un par de meses, Apple lanzó el iPad Pro de 10.5 pulgadas, un modelo con el mismo tamaño del iPad de 9.7 pulgadas pero con casi 20 por ciento más pantalla -- pero no cualquier pantalla.

El iPad Pro de 10.5 pulgadas es la primera tableta de Apple en usar un panel que se actualiza a 120Hz (algo que Apple llama ProMotion), y me atrevería a decir que es la primera tableta de cualquier fabricante en tener un panel así. Pero la verdad es que describir lo bien que se ve la pantalla no le haría justicia; tú debes ir a una tienda Apple y ver por ti mismo esta tecnología ProMotion en acción. 

No solo la pantalla de Inicio se actualiza sin difuminar los iconos y los nombres de las aplicaciones; al navegar en Internet, puedes deslizarte por el texto y verás que la pantalla se actualiza al instante -- ninguna letra se queda atrás y carga en cuestión de segundos (si algo se demora, es por la conexión a Internet). Es importante decir que casi ningún panel en el mercado tiene esta velocidad de actualización. Ni siquiera un televisor (que usualmente son de 60Hz) o un monitor 4K. 

Y es que tener esta pantalla, para gente creativa que usa el Apple Pencil y aplicaciones de edición o creación, una velocidad de actualización tan rápida es una verdadera bendición. Además, su procesador A10X, uno que en nuestras pruebas superó a otras Mac del año pasado, ayuda muchísimo a que todo fluya sin problemas. 

En mis ratos libres me gusta editar fotografías -- algo que hago directamente en mi Mac con apps como Lightroom y Photoshop. Pero durante el último mes, apenas si he volteado a ver mi computadora (que a veces es una MacBook Air y otras, una MacBook Pro de 15 pulgadas). El iPad Pro ha sido una herramienta genial para editar mis fotos, no solo gracias a ProMotion y su seguimiento (ya sea mi dedo o el Apple Pencil en la pantalla), sino porque los apps van ganando más funciones hasta el punto de equipararse con sus contrapartes para PC. 

Lightroom en el iPad no es tan completa como en la Mac, así que he usado Affinity Photo que es similar a Photoshop pero vaya que me ha servido. Durante el tiempo que llevo trabajando en el iPad, he publicado imágenes en CNET que he editado completamente en la tableta usando Affinity (un ejemplo son las imágenes de un artículo de opinión sobre el Huawei P10) y el resultado me ha dejado impactado. 

Durante un mes, el iPad Pro de 10.5 pulgadas me ha servido para hacer el 90 por ciento de mis actividades, tanto laborales como personales

Óscar Gutiérrez/CNET

En este mes con el iPad ya no tengo que usar mi Mac forzosamente y tampoco tengo que conectar una tableta electrónica de Wacom (una tableta especial para diseño), instalar software adicional y editar fotos de esta forma. El iPad, junto con apps como Affinity y el Apple Pencil, hacen que estas tareas sean mucho más sencillas y ya no tengo que cargar dos cosas (Mac y tableta Wacom) e instalar software que solo consume espacio. Eso sin contar que el iPad Pro es mucho más portátil que la Mac y el iPad, así que mi maletín se ha vuelto mucho más ligero. 

Y si mi hobby lo hace genial, en mi trabajo regular en CNET el iPad cumple de todas a todas. 

Leer, navegar en Internet, escribir con el teclado de Apple, cambiar entre aplicaciones, escuchar música y el multitasking posible de iOS 10, el iPad Pro es una maravilla. 

Una prueba de fuego ocurrió hace una semana, cuando tuve que renovar mi pasaporte. Lo único que llevé al centro de renovación, además de mis documentos, fue el iPad. Mientras esperaba, pude contestar correos, leer noticias y escribir un par de artículos en el sistema interno de CNET en Español, todo, desde el iPad Pro y en algo tan portátil y delgado casi como la carpeta que llevaba mis documentos.

iOS 11 hace todo aún mejor

El iPad Pro de 10.5 pulgadas ha podido ser el sustituto excelente de mi MacBook Air de 13 pulgadas en mis tareas

Óscar Gutiérrez/CNET

El iPad Pro de 10.5 pulgadas es una maravilla con iOS 10 porque ves más contenido en un tamaño de lo que es una tableta de 9.7 pulgadas y su software ofrece grandes funciones como Picture in Picture, multiventana y el procesador A10X es muy poderoso. Pero con la versión beta de iOS 11, todo mejora exponencialmente. 

Probé iOS 11 (de la beta 2 a la beta 4) en el iPad Pro y a pesar de que el software tiene problemas de desempeño (esperados), se siente cada vez más como una computadora -- o que ofrece una potencia similar. El nuevo Dock, la multiventana mucho más completa con más opciones como Drag y Drop, las ventanas flotantes y el nuevo app Files es básicamente Finder de la Mac.

Si iOS 10 me hizo soñar que el iPad Pro era una computadora, iOS 11 me lo hizo creer. Además, a pesar de usar el iPad como herramienta de escritura, de edición de fotos y traerla con un uso rudo como lo haría con mi Mac, la batería aguanta bastante bien, con una sola carga la batería bien podía durar todo un día. 

Pero no todo fue miel sobre hojuelas durante este mes: hubo ocasiones en que Safari y Chrome se cerraban o el iPad de pronto se iniciaba (tanto con iOS 10 como con iOS 11). También siento que hace falta una opción para cambiar los ajustes de Música (como en un teclado tradicional que tiene botones para reproducir, pausar, adelantar y retrasar canciones) y más accesos directos desde el teclado. iMovie necesita muchas más funciones para tomarse como un verdadero editor de videos, pues intenté editar videos personales y las funciones se quedan cortas frente a apps como Final Cut Pro X. 

Pero con tan pocas carencias, un iPad, sobre todo un modelo tan potente y reciente como el de 10.5 pulgadas, juntando su bellísima pantalla con pequeños biseles, la portabilidad y batería de buena duración, el chip A10X, el sonido estéreo y lo bien que funciona el Apple Pencil, me hace sentir que la tableta que sustituye a una netbook o notebook promedio, ya está cerca… 

Y por lo que he visto, con iOS 11 nos acercamos más hacia esa dirección. 

Close
Drag
Autoplay: SI Autoplay: NO