Intel enfrenta retos en su esfuerzo por atraer minorías

La gigante lanza una iniciativa para contratar — y retener — más mujeres y grupos poco representados, pero los expertos dicen que aún le queda mucho camino por recorrer.

krzanich-ces-2.jpg
Krzanich habló sobre diversidad en una entrevista con CNET durante CES.Foto de Ben Charlie Rubin/CNET

LAS VEGAS -- El presidente ejecutivo de Intel, Brian Krzanich, hizo un llamado a la industria tecnológica para apoyar más esfuerzos destinados a la diversidad, algo que ofrece una de las oportunidades más grandes en los años por venir en una industria que testarudamente se ha negado a cambiar.

Pero, mientras que muchos defensores de la diversidad aplauden la nueva iniciativa, ellos -- y el propio Krzanich -- admiten que será muy difícil alcanzar el éxito.

"Va a ser difícil; creo que va a ser como lo que hacemos cada dos años: inventar la Ley de Moore", dijo Krzanich en una entrevista el miércoles, refiriéndose al objetivo general de duplicar la capacidad de procesamiento de chips de computadora cada dos años. "No sabemos cómo vamos a hacerlo. Vamos y ponemos el esfuerzo en la ingeniería y hacemos lo que se necesita. Haremos lo mismo aquí."

Durante un discurso de apertura en la feria de electrónica Consumer Electronics Show (CES) en esta ciudad, Krzanich dio a conocer Diversity in Technology (Diversidad en Tecnología) una iniciativa para que la industria sea más incluyente para las mujeres y otras minorías subrepresentadas. Para respaldar el esfuerzo, Intel planea invertir US$300 millones para ayudar a crear una base de minorías en la industria de la tecnología y apoyar más la contratación y la retención de esos grupos.

Intel también estableció nuevos objetivos de contratación y retención para sí misma y para hacer la empresa más diversa -- y le añadió fuerza a esa iniciativa vinculando el pago de sus directivos a sus estadísticas de diversidad.

El esfuerzo llega en un momento de mayor atención a la diversidad en tecnología, luego de ver situaciones poco favorecedoras y embarazosas para muchos el año pasado. La comunidad de los videojuegos, por ejemplo, estuvo en crisis por las amenazas verbales y ataques contra defensoras de las mujeres en la industria, como parte de un movimiento llamado GamerGate. Muchas de las mayores empresas de Silicon Valley -- desde Google a Facebook, LinkedIn y Microsoft -- publicaron informes que muestran la diversidad de sus trabajadores, la mayoría de los cuales son blancos y asiáticos de sexo masculino, sobre todo en las filas de ejecutivos e ingenieros.

Recordemos también que el presidente ejecutivo de Microsoft, Satya Nadella, fue criticado después de sugerir que las mujeres no debían pedir aumentos o ascensos.


Intel se enfrentó a su propia crítica. Un grupo de usuarios de Internet que participan en GamerGate presionó con éxito a Intel para que eliminara de su página web temporalmente la publicidad del sitio Gamasutra, después de que dicho sitio publicara un artículo crítico de la comunidad. Krzanich admitió que Intel no debió haber retirado sus anuncios, pero agregó que su empresa utilizó la situación para volver con una respuesta más amplia a los problemas de la diversidad en la tecnología y los juegos.

Como parte de los primeros pasos de la iniciativa, dijo Krzanich, Intel comenzará a armar la estructura para vincular la paga de sus directivos a las estadísticas de la diversidad, ya que parte del programa se llevará a cabo durante el 2015. Además, Intel trabajará en cómo hace sus contrataciones."Vamos asegurarnos de que haya más mujeres y personas diversas tomando las decisiones", dijo.

Krzanich dijo no tener la respuesta exacta sobre cómo alcanzar las metas de diversidad de la compañía. Así que Intel va a atacar el problema de la misma manera que lo hace con proyectos de ingeniería - estableciendo líneas de tiempo y metas; estableciendo responsabilidades y canalizando ahí sus recursos.

Será muy difícil cambiar el estatus quo; entrenar gerentes para que contraten personas que no son de antecedentes similares y, en última instancia, que la gente admita que la industria de la tecnología no es la meritocracia que cree debería ser, añade Ginny Clarke, una reclutadora ejecutiva para la firma Knightsbridge, que trabaja con empresas de tecnología sobre la contratación y retención de grupos diversos.

intel-diversity-panel-1.jpg
Intel organizó una discusión sobre diversidad en CES que incluyó la participación de la periodista Soledad O'Brien (cuarta de izq. a derecha).Foto de Ben Charlie Rubin/CNET

"Realmente estamos hablando de una transformación cultural", dijo Clarke. El cambio debe venir desde las entrañas de una compañía. "Soy escéptica... no soy cínica, todavía, y sí quiero ver que esto funcione".

Durante una discusión con Krzanich durante CES el miércoles, Soledad O'Brien, la periodista de TV que por años ha cubierto temas relacionados con la diversidad, dijo creer que los esfuerzos de Intel sí tendrán un impacto. Sin embargo, también notó la dificultad que implica cambiar una cultura empresarial para hacer que las personas de las minorías se sientan bienvenidas. Pese a los retos, tanto O'Brien como Clarke dijeron que es un imperativo para las empresas que ayuden a traer, y a retener, el mejor talento posible y tener distintos empleados pensando en resolver problemas.

Krzanich también dijo tener una razón personal para hacer que esa iniciativa tenga éxito. "Tengo dos hijas adolescentes", dijo. "Quiero que el mundo que las rodea sea distinto. Quiero tengan las exactas mismas oportunidades".

CES 2015

Our editors bring you complete CES 2015 coverage and scour the showroom floor for the hottest new tech gadgets around.

All CES 2015 Noticias
Close
Drag