CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

WhatsApp: Cómo hacer videollamadas de grupo Disney Plus Películas para combatir la claustrofobia Series españolas para ver durante el encierro Audífonos inalámbricos con cancelación de ruido y baratos Sling TV

HTC Vive Cosmos XR mezcla RA con RV usando una placa intercambiable

El futuro de la realidad virtual de Vive apunta a las piezas modulares. Y un vistazo al 'Proyecto Protón'.

vive-cosmos-series-pr

Las Vive Cosmos y sus diversas placas frontales. Realidad virtual modular ... nos guste o no.

HTC

HTC y sus productos Vive han recorrido un extraño trayecto en el mundo de la realidad virtual (RV o VR en inglés): no es algo bastante asequible, pero tampoco algo completamente empresarial, y todavía forma parte del ecosistema SteamVR junto con su competidor, Valve Index. Las Vive Cosmos, que fueron anunciadas originalmente en CES 2019, continúan ese camino, pero también llevan las cosas hacia una nueva dirección. La compañía taiwanesa fabricará placas frontales intercambiables para las Cosmos —su primer hardware de realidad virtual importante desde las Vive originales de 2016— para añadir nuevas funciones de manera instantánea.

Esas características adicionales tienen que ver principalmente con la cantidad de cámaras que hay en cada placa a presión. Una placa frontal de seguimiento externo, por ejemplo, le da al Cosmos flexibilidad para seguir el movimiento con sus propias cámaras de incorporadas, con cajas de faros externas como las que usan las gafas Vive originales, o las Valve Index Base Stations. La placa frontal de seguimiento externo adicional cuesta US$199, o vendrá incluida en un paquete con las Cosmos por US$899. Estarán disponibles este trimestre.

También hay planes para un Vive Cosmos habilitado para XR que agregará realidad mixta a través de cámaras de paso mejoradas que capturan el mundo exterior y lo mezclan con la realidad virtual, similar en teoría a lo que experimenté con un equipo mucho más costoso fabricado por Varjo. Esta edición "Cosmos XR" de las gafas VR de HTC aún no se venderá como un complemento, y en su lugar vendrá como un paquete dirigido a los desarrolladores, lo que indica que un lanzamiento convencional aún podría estar más lejos.

El nuevo presidente ejecutivo de HTC, Yves Maitre, también ve un papel importante para 5G, al igual que cualquier otro jugador en el mercado VR/AR en este momento. Parte de ese beneficio provendrá del renderizado remoto a través de redes 5G que omitirán la necesidad de una PC cercana para conectarse, pero la forma en que Vive funcionará con 5G aún no se ha establecido completamente.

Por ahora, sin embargo, las Vive Cosmos todavía se conectan a una PC como las Oculus Quest de Facebook. Y no se conectan a un teléfono, como prometen hacerlo la próxima ola de gafas y visores de realidad virtual (RV) prometidos por Qualcomm. Las Vive Cosmos también son más costosas que algunas otras gafas que se conectan a la PC como Oculus Rift S, aunque el rastreo de la placa frontal y los complementos de realidad mixta deberían hacerlas más flexibles.

Si eso no son suficientes variaciones de realidad virtual, HTC también ha insinuado el lanzamiento de un concepto de gafas de realidad mixta totalmente nuevo llamado Project Proton o Proyecto Protón. Se trata de una variación más delgada y más parecida a las gafas en el Vive que serían unas gafas independientes o con cable, o ambas cosas.

proton-glass-2.png

Un concepto de las gafas del Proyecto Protón de HTC.

HTC

Proton luce más como la versión que en algún momento tendrán los equipos XR independientes de HTC con capacidad para 5G/teléfono que Qualcomm ha prometido recientemente, aunque HTC no habla mucho más de eso en este momento. Proton, dice Maitre de HTC, es parte del objetivo de Vive de evolucionar el equipo hacia uno que luzca más como un par de anteojos. Ese es un sueño común en AR/VR en este momento y algo que comparten compañías como Facebook, Magic Leap y muchas otras.

Mientras tanto, mi preocupación es que lo último que necesita el negocio de la realidad virtual (ya de por sí desordenado) son más piezas extras modulares. Eso es lo que me decepcionó inicialmente de las Vive Tracker. Pero para cualquiera que busque formas de extender las formas en que VR y AR puedan combinarse, ser expansible tiene sus beneficios. El camino hacia donde se van la VR y la AR, en comparación con lo que hay ahora, seguramente será extremadamente desordenado. Es muy probable que necesitemos más de unos pocos dongles y modificaciones en el camino.

Reproduciendo: Mira esto: Probé la realidad virtual en 360 grados con el Hurricane...
1:43