CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Internet

Legisladores aprueban proyecto de ley para frenar el tráfico sexual 'online'

La legislación les daría a las víctimas más poder para demandar a sitios Web que apoyan el tráfico sexual cono conocimiento de causa.

dark-web-8544-blur-more.jpg

La Cámara de Representantes aprueba un proyecto de ley para frenar el tráfico sexual en línea.

James Martin/CNET

La Cámara de Representantes de Estados Unidos aprobó el martes una legislación destinada a frenar el tráfico sexual en línea al responsabilizar más a los operadores de un sitio Web por las actividades de sus usuarios.

La medida enmendaría una sección de la Ley de Decencia en las Comunicaciones al incluir la Ley para Detener el Tráfico Sexual, S. 1693. La ley convertiría en delito operar una plataforma de Internet con la intención de promover prostitución.

"Debemos poner fin a la esclavitud moderna aquí en Estados Unidos", dijo el presidente de la Cámara, Paul Ryan, en un comunicado antes del voto."Y eso comienza con detener la manipulación y la explotación en Internet".

Los proyectos de ley surgieron para combatir el tráfico sexual en línea a menudo perpetuado a través de sitios como Backpage.com, que tiene anuncios clasificados donde las personas pueden solicitar prostitutas. Muchas de las personas en este sitio Web son mujeres y niños que son objeto de la trata, según el Centro Nacional sobre la Explotación Sexual.

El proyecto de ley les daría a las víctimas de trata sexual más poder para demandar sitios Web que apoyan (a sabiendas) el tráfico sexual. Los partidarios dicen que la legislación ayudará a frenar la creciente epidemia de tráfico sexual en línea que a menudo involucra a niños, mientras que los opositores argumentan que podría exponer a las compañías tecnológicas a demandas costosas e infringir la libertad de expresión.

"Frente a la amenaza de sanciones penales y civiles extremas, las plataformas Web grandes y pequeñas no tendrán otra opción que silenciar las voces legítimas", advirtió la semana pasada el grupo de derechos digitales Electronic Frontier Foundation. "Las plataformas tendrían que tomar medidas extremas para eliminar una amplia gama de publicaciones, especialmente aquellas relacionadas con el sexo".

Varias de las principales compañías de Internet inicialmente se mostraron reacias a debilitar las protecciones legales por las actividades de sus usuarios. Pero la Asociación de Internet, que incluye incluir a Google y Facebook, entre muchos otros, apoyó la ley en noviembre.

La legislación todavía está pendiente en el Senado, donde cuenta con un apoyo sustancial. Después de la aprobación del Senado, aún será necesario que el presidente Donald Trump lo firme como ley.