Director de Google X: los 'wearables' son 'difíciles'

El jefe de la división encargada de Google Glass habla de los desafíos y por qué convencer a alguien a que lleve puesto un dispositivo en su cuerpo es "mucho pedir".

google-glass-cnet-sensors.jpg
El director de Google X dijo que los 'wearables' deben ser 'cualitativamente mejores' que dispositivos como el teléfono inteligente.Foto de CNET

Las gafas de realidad virtual que tienen conectividad con la web, Google Glass, aún se encuentran en la fase de prototipo, pero su recepción no ha sido unánime. Astro Teller, el director de Google X, la división experimental que fabrica las Glass, habló sobre los desafíos con los que se encuentra el dispositivo.

"He aprendido, hasta cierto nivel, que los wearables son difíciles", Teller dijo durante una conferencia el miércoles en San Francisco moderada por la revista Vanity Fair.

Glass, que se presentó durante la conferencia de desarrolladores de Google en 2012 y que actualmente está disponible al público, ya se ha enfrentado a varios obstáculos. Ha estado en el centro de la controversia, al ser prohibido en algunos bares en Estados Unidos y en algunos cines en Gran Bretaña debido a preocupaciones acerca de la privacidad y la piratería.

En julio, el entonces director de Google X, Babak Parvis, quien fue clave en la creación de Glass, dejó Google para irse a Amazon. Un mes antes, Google lo había reemplazado como director del proyecto Glass por una ejecutiva más afín con el mundo de la moda, Ivy Ross, la antigua directora de mercadeo de Art.com. Ross ha ocupado altas posiciones en Calvin Kelin, Coach y Gap.

Teller dijo el martes que uno de los mayores desafíos es asegurarse de que el usuario adquiera un valor del dispositivo que no puede obtener de otra manera -- como de, por ejemplo, un teléfono inteligente en el bolsillo.

"Debe ser cualitativamente mejor", dijo Teller, quien llevaba puesto unas Glass de color turquesa. Google se negó a comentar sobre las afirmaciones de Teller.

La división Google X es la responsable de los proyectos más ambiciosos de la compañía. Algunos de los proyectos de esta división incluyen autos autónomos, globos Wi-Fiy lentes de contacto que pueden medir el nivel de glucosa a través de las lágrimas.

Google también se ha adentrado al segmento de tecnología de vestir desde otros ángulos. En marzo, Google presentó Android Wear, una versión modificada del sistema operativo móvil Android para teléfonos y tabletas, especialmente diseñado para wearables como los relojes inteligentes. Pero, a diferencia de Glass, en estos casos Google sólo se encarga del software para dejar que fabricantes como Samsung y LG se encarguen del hardware.

El martes, Teller se lamentó del desafío que es conseguir que alguien se ponga y se deje puesto un dispositivo en su cuerpo. "Eso es mucho pedir", dijo.

Close
Drag