guía de compras navideñas

Globo de Google da la vuelta al mundo en 22 días para transmitir Internet

La gigante de la tecnología encontró un nuevo pasatiempo con su Ibis-167, un globo que transmite señales de Wi-Fi desde las alturas sobre los océanos.

Google-Project-Loon.jpg
El globo de Google, Ibis-167, que es parte del Proyecto Loon, se lanza al cielo.Foto de Crédito: Google
Los globos del Proyecto Loon de Google, que transmiten Wi-Fi desde las alturas, podrían técnicamente darle la vuelta a la Tierra en 33 días – un reto que el globo Ibis-167 superó con creces recientemente.

El Ibis-167 batió esa cifra en tiempo récord, navegando las corrientes de aire y cambiando de altitud rápidamente, logrando darle la vuelta al mundo en tan solo 22 días.

“Disfrutó de unas vueltas sobre el océano Pacífico antes de tomar las corrientes del este hacia Chile y Argentina, y después volvió por Australia y Nueva Zelandia”, según dice un recuento del viaje en la cuenta de Google+ del Proyecto Loon. “En su trayecto, aprovechó las Rugientes Cuarentas – unas ráfagas de fuerte viento que van del oeste al este en el hemisferio austral y que actúan como una autopista Autobahn en el cielo – y desde donde nuestros globos pueden rápidamente cruzar los océanos para llegar a donde la gente los necesita”.

El Proyecto Loon de Google es el intento de la gigante de tecnología de llevar el acceso a Internet a todo el mundo a través de globos. La compañía anunció el proyecto en junio pasado y explicó que los globos usan la energía solar, se manejan con control remoto y pueden navegar por los vientos estratosféricos a unas 12 millas (19.3 km) de altura por encima de la superficie de la Tierra – mucho más alto de lo que vuelan los aviones.

De forma parecida a como funcionan los satélites de Internet, los globos pueden comunicarse con antenas especiales y estaciones receptores en la Tierra.

Antes de Ibis-167, Google había enviado otros globos de Proyecto Loon a la atmósfera – en total, los globos del proyecto han viajado unas 311,000 millas (500,500 km). Los aparatos han tomado mucha experiencia con los vientos de entre 2 a 75 nudos marítimos – pero aún no habían hecho un recorrido como éste.

Con las pruebas de Proyecto Loon, Google ha recopilado datos sobre los vientos para afinar sus modelos de pronósticos y mejorar los trayectos de vuelo de los globos. Además, la compañía mejoró el funcionamiento de las pompas de aire de los globos para hacerlas más eficaces — algo que permite que los globos puedan cambiar de altitud rápidamente y saltar de una corriente de aire a otra.

“Hubieron momentos, por ejemplo, cuando a este globo [Ibis-167] se lo pudo haber llevado un torbellino polar”, escribió Google, “pero las mejoras nos ayudaron a maniobrar alrededor de éstos y continuar nuestro camino”.

Ibis-167 ya comenzó su segunda gira por el mundo. Google dijo que lanzar los globos del Proyecto Loon a volar sobre la superficie ayudará a aprender más, evolucionar y lograr hacer realidad su idea de transmitir Internet desde los globos a todas partes.

“Podemos pasar horas y horas con simulaciones por computadora, pero nada nos enseña más como mandar globos a la estratosfera durante las cuatro temporadas del año”, Google escribió.