CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Industria de la tecnología

Cuida las gafas Magic Leap One: iFixit dice que no las podrás reparar

iFixit dice que las gafas de realidad aumentada parecen haber sido ensambladas con la rapidez como bandera, son muy complicadas de abrir y de reparar.

Así lucen las gafas Magic Leap One a corazón abierto.

iFixit

Con las gafas Magic Leap One ya en manos de sus primeros compradores, el sitio de reparación iFixit tomó la unidad que recibió para hacer lo que mejor saben: destazarla.

Fiel a su costumbre, iFixit reveló sus impresiones del ensamblado, características y componentes que comprenden el producto y, al final, una calificación de qué tan fácil es reparar las gafas. Sobre esto último, iFixit dio una nota de 3/10 (siendo 10 la mejor calificación) porque no hay forma de cambiar los lentes ópticos o el procesador, y la batería se puede reemplazar sólo al quitar la tarjeta madre.

"Las gafas Magic Leap One son claramente un producto caro y de corto alcance", dice iFixit. "Cada pedazo de su fabricación está hecho para mantener la calibración del producto. Nosotros suponemos que este producto fue fabricado rápidamente, sin importar el precio, para tener algo en el mercado".

Las gafas Magic Leap One, el producto de una empresa que cuenta con inversión de Alibaba, Google, Amazon y AT&T, entre otros, están llegando a los primeros compradores —creativos y desarrolladores— desde hace unas semanas. Las gafas cuestan US$2,300.

Otros hallazgos de iFixit es que las bocinas son fáciles de quitar al necesitar sólo un desarmador; los tornillos son estándares de Torx o Phillips, y todos los componentes son frágiles y están unidos por muchísimo pegamento, por lo que si vas a abrirlos por cuenta propia deberás tener mucha paciencia. 

Reproduciendo: Mira esto: Magic Leap One: Un vistazo a las misteriosas gafas de...
1:30