​Europa acusa a Google de privilegiar 'Shopping' por encima de otros servicios

La Comisión Europea acusa a la gigante de abusar su posición dominante en la comparación de productos en las búsquedas de Internet.

Margrethe Vestager, Comisaria Europea de Competencia.

Foto de Thierry Charlier/AFP/Getty Images

La Comisión Europea arremete contra Google -- una vez más. En esta oportunidad le acusa de posible posición dominante ante una investigación preliminar sobre el servicio Google Shopping que permite comparar precios de productos en Internet.

El organismo también asegura que Google habría restringido de manera artificial la capacidad de otros sitios de la competencia de mostrar publicidad para ganar más usuarios.

"Google ha llegado con muchos productos innovadores que han hecho una diferencia en nuestras vidas. Pero eso no le da derecho a denegar a otras empresas la oportunidad de competir e innovar", dijo la comisaria de Competencia Margrethe Vestager en un comunicado. "Hemos reforzado aún más nuestro caso de que Google ha favorecido indebidamente su propio servicio de comparación de precios en sus páginas de resultados de búsqueda".

Google tendrá que dar una respuesta legal a la parte demandante si no quiere tener que pagar una multa que podría llegar a los US$3,400 millones (3,000 millones de euros). "Creemos que nuestras innovaciones y mejoras de producto incrementan las opciones que tienen los consumidores europeos y promueven la competitividad. Vamos a examinar estos nuevos casos presentados por la Comisión para ofrecerle una respuesta detallada en las próximas semanas", dijo la compañía en un comunicado.

Esta no es la primera investigación que Europa hace sobre Google. En el pasado varias empresas que ofrecen comparaciones de viajes también han demandado a la compañía de forma conjunta, mientras que la más reciente acusación se cierne sobre Android y las prácticas comerciales que Google estaría ejecutando con el sistema operativo en Europa, obligando a los fabricantes a incluir sus servicios.

"Si nuestras investigaciones concluyen que Google ha roto las reglas antimonopolio de la Unión Europea, la Comisión tendrá el deber de actuar para proteger a los consumidores europeos y la competencia leal en el mercado", dijo Vestager.

El año pasado Google cedió a la presión de Europa y decidió unificar sus dos unidades de negocio en el continente en una solo con sede en Londres. Entonces Europa le reclamaba que propiciaba en exceso el uso de sus servicios Gmail y Maps.

La Comisión Europea ha recibido más de 20 denuncias de empresas que se han visto en jaque por las prácticas de la compañía, que tiene el 98 por ciento del negocio de búsquedas en la región.

Close
Drag