CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Tecnología automotriz

Elon Musk considera reprivatizar Tesla; se suspende negociación de sus acciones en bolsa

Musk adelantó los planes en un tuit, pero después lo confirmó con un comunicado y dijo que ofrecería US$420 por acción, lo cual tasa la operación en unos US$70,000 millones.

Steven Ewing/Roadshow

Los días nunca son aburridos cuando Elon Musk tuitea.

Musk dijo el martes vía Twitter que está considerando volver a privatizar a la automotriz Tesla con un precio de US$420 por acción. En el mismo tuit, Musk dijo ya haber asegurado el financiamiento para completar esa operación.

Luego del anuncio, Tesla publicó un comunicado que incluye el correo electrónico que Musk envió a sus empleados, quienes también tienen acciones en la empresa solo por trabajar ahí. "Ser una empresa pública nos obliga al ciclo trimestral de informes y nos pone una enorme presión para tomar decisiones que sean buenas para el trimestre, pero no necesariamente al largo plazo", explicó Musk a empleados. "Al ser públicos, significa que hay mucha gente que tiene el incentivo de atacar a la compañía".

Tesla no respondió de inmediato a una solicitud de comentario. Algunos medios especularon que el tuit no lo publicó Musk, pero viendo cómo reaccionó el precio de la acción de Tesla a la publicación (que subió en US$20 al momento de publicar esta nota), esto podría ser solo otra forma del empresario de combatir la gente que vende acciones de Tesla en corto (que apuestan a que una acción caerá de precio), que ya han sido criticados por Musk en el pasado.

Tesla también estuvo en las noticias antes del tuit, cuando el Financial Times reportó que el fondo de Inversión Público de Arabia Saudita ha acumulado una participación de "entre 3 y 5 por ciento" en acciones de Tesla.

A US$420 por acción, Tesla estaría valuada en unos US$70,000 millones, según Electrek. Musk posee aproximadamente el 20 por ciento de las acciones en circulación, lo cual podría reducir el precio un poco, pero aún tendría que pagar una suma considerable. En tuits posteriores, Musk dijo que los accionistas actuales podrían elegir conservar su papel cuando la empresa se privatice -- de hecho, eso es lo que a él le gustaría que sucediera.

Hay varias razones por las que una empresa que cotiza en bolsa puede estar interesada en volver a ser privada. No dependería de los humores de los accionistas; ser privada le permitiría reorganizarse y enfocarse en sus metas a largo plazo sin tener que preocuparse por las métricas a corto plazo; y las compañías privadas tienen menos presión regulatoria, reglas que pueden costarle tiempo y dinero a una empresa.

Tesla salió a bolsa en 2010, cuando ofreció más de 13 millones de acciones por US$17 cada una. En su salida a bolsa recaudó unos US$226 millones. Otra de las empresas de Musk, SpaceX, sigue siendo privada.

Nota del editor: Este artículo se actualizó el martes 7 de agosto a las 3:20 p.m. hora del Pacífico de Estados Unidos para agregar información sobre los planes de Tesla.