La nueva impresora 3D de Disney Research imprime hasta tela

El equipo de Disney Research va por su segundo intento para crear una impresora 3D capaz de imprimir fibras suaves o telas flexibles.

bunny1.jpg
Disney Research

La impresión tridimensional ha mejorado cuando se trata de imprimir material flexible, pero la tela sigue siendo un reto. Por ello, Disney Research ha estado trabajando en un proyecto relacionado a la impresión de fibras. De hecho, el año pasado ya hizo un primer intento con una máquina con una aguja para fieltro.

Ahora, la empresa reveló un nuevo proyecto en a colaboración con el Carnegie Mellon University: una impresora 3D que funciona con base en la creación de figuras 3D por la suma de materiales.

La llamada Layered Fabric 3D Printer funciona de una manera muy similar a las impresoras de deposición de polímeros. Primero, se divide un modelo 3D en capas para después pasarlo a la impresora 3D. Es aquí en donde ambas técnicas se diferencian.

En lugar de comenzar a cimentarse a través de una boquilla de extrusión, la Layered Fabric 3D Printer usa un láser para cortar el contorno de cada capa en un rollo de fieltro grueso. La capa se coloca sobre un adhesivo sensible al calor, el cual se activa gracias a un disco tibio que se encuentra en la cabeza de la impresora.

El proceso se repite hasta que el objeto esté completamente "impreso". El proceso elimina el exceso de tela para revelar un objeto suave al tacto y flexible.

La impresora también tiene la capacidad de imprimir con múltiples materiales y puedes integrar dos tipos de tela en un mismo objeto. Esto te permite, por ejemplo, integrar tela conductora en algo impreso, algo que te da la capacidad de crear una entrada para controlar algo con un sensor capacitivo sensible al tacto o integrar rutas de circuítos. Esto, según indica Disney Research, permite que la impresora pueda fabricar objetos personalizados que tengan la capacidad de interactuar con objetos eléctricos.

bunny2.jpg
Disney Research

Obviamente, la técnica tiene sus debilidades frente al sinterizado selectivo por láser o el modelado por deposición fundida (técnicas comunes de la impresión 3D0. Primero, produce una buena cantidad de residuos del material y, además, las capas son mucho más obvias -- el fieltro es de unos 2mm de grosor, comparado con 0.1mm de las capas de una impresora de alta resolución FDM 3D.

En un objeto mayor a 6.35cm las capas serían menos evidentes, según Disney, y cabe mencionar que la prueba del conejito (imagen de arriba) se tardó dos horas y media en quedar lista.

"Las capas en el conejito son evidentes por que el objeto es relativamente pequeño comparado con el fieltro que usamos para imprimirlo", indicó Jim McCann, científico de Disney Research. "Es una por otra -- o tela más delgada o un conejito más grande --. Las capas serían menos obvias, pero el tiempo de impresión incrementaría".

La impresora Layered Fabric 3D Printer fue presentada en una conferencia en Corea del Sur en Seúl, Corea del Sur que se llevó a cabo el 18 de abril.