Clientes del Apple Watch de oro recibirán trato preferencial

Según varios reportes, los compradores del costoso reloj inteligente de Apple podrán saltarse las colas y llegar a las tiendas sin previo aviso.

Close
Drag

Los posibles compradores de un Apple Watch Edition tendrán un mejor trato que aquellos que compren las otras versiones del reloj inteligente de Apple, según varios reportes, incluyendo uno del sitio especializado en temas de Apple 9to5mac.


Según 9to5Mac, cuando un cliente interesado en el Apple Watch Edition - que costará más de US$10,000 - entre en una tienda de Apple no deberá hacer cola; podrá saltársela si existiera alguna y tendrá acceso a un vendedor especialmente entrenado para tratar con usuarios de gama alta. Eso es distinto a lo que sucederá con los clientes de las versiones más baratas, que ni siquiera podrán comprar uno directamente en la tienda.

El viaje personalizado por el mundo del reloj inteligente más caro de Apple podrá durar hasta una hora, y para ello habrá una sala especial, en la que el vendedor podrá tener a la vez únicamente un máximo de dos modelos de oro diferentes, con el objetivo de reducir el riesgo de robo. En caso de que sea necesario incorporar un tercer dispositivo, los empleados de la tienda deberán activar un protocolo de valoración, para corroborar si la seguridad es suficiente.


Sí podrán en cambio tener versiones de acero inoxidable a su disposición, que traerán otros vendedores si el cliente quisiera comparar éstos con la versión de 18 quilates.

Sólo después de que un cliente haya seleccionado el modelo de reloj que mejor se ajuste a su muñeca se tratarán los accesorios y por último la configuración, que puede hacerse in situ o a través de un nuevo servicio de videoconferencia. Los compradores de la versión de oro tendrán dos años de soporte 24/7 (en inglés) a través de teléfono.

En cambio, los clientes de las otras versiones del reloj como la de acero inoxidable o la deportiva, deberán comprar el producto a través de Internet, según ha podido conocer MacRumors.

Este sitio asegura que aunque los clientes podrán entrar a las tiendas y recibir respuestas rápidas a sus dudas sobre los relojes, no podrán adquirirlo ahí directamente, sino que recibirán instrucciones para comprarlo a través de la aplicación de la Apple Store o a través del sitio web de Apple.

Una vez que el usuario compre o reserve un dispositivo en la web o la aplicación y obtenga una cita en la tienda, entonces podrá recibir una orientación de entre 5 y 15 minutos. Esto, según la fuente, se debe a que las tiendas tendrán pocos dispositivos a su disposición, al menos durante la fase de lanzamiento, por lo que no veremos grandes colas como a las que estamos acostumbrados cuando Apple lanza un nuevo iPhone.

Una vez que pase el furor inicial y la empresa tenga más relojes a su disposición, habilitará las compras directamente en tienda sin necesidad de reserva previa.