CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Fotografía

Cómo sacarle todo el provecho a Instagram y no morir en el intento

Visitamos el museo del helado en San Francisco y te contamos cómo sacarle todo el jugo a esos momentos en la vida que son perfectos para la red social de imágenes cuadradas y coloristas.

img-2072

Uno de los muchos rincones curiosos del Museum of Ice Cream en San Francisco.

Marta Franco/CNET

Las redes sociales nos han cambiado un poco a todos. Ya sea cuando nos levantamos por la mañana ansiosos por saber las últimas novedades presidenciales en Twitter, nos dedicamos a seguir en Facebook todos los detalles de las vacaciones de aquel ex compañero de colegio que ni siquiera nos cayó nunca bien o nos obsesionamos por seguir acumulando carreras en Strava

Luego están los empeñados en hacer de su vida un cúmulo infinito de estampas cuadradas y coloristas perfectas. Nos los hemos encontrado tratando de hacerle la enésima fotografía a la pirámide del Louvre, delante nuestro en la cola de la pastelería para hacerse con el último cronut del día, o sumándose a los fanáticos de las puestas de sol

Si tú también eres de los que quiere tener una vida tan aparentemente perfecta en Instagram como ésta, ésta o ésta... estás de enhorabuena. Y es que el Museum of Ice Cream -- o sea el templo de colorines dedicado a que le des rienda suelta a todas tus fantasías instagrameables -- abre sus puertas en San Francisco, tras su paso por Nueva York y Los Ángeles, y en la redacción de CNET en Español no nos lo hemos querido perder.

En él fuimos capaces de perfeccionar el arte de la fotografía perfecta para Instagram. Además de aprender unas cuantas lecciones vitales que ahora tú también podrás aprovechar:

img-2071

La composición, perspectiva y los colores juegan un papel protagonista en este tipo de proyectos.

Patricia Puentes/CNET

- Lo primero que necesitas es no subestimar el medio. Después de dos horas y media en las que junto a mi colega Marta Franco tratamos de buscarle todos los ángulos fotografiables al dichoso museo del helado, después de tirarnos por el suelo o incluso trepar por las paredes y hacer la friolera de 496 fotografías, en realidad sólo nos quedamos con un puñado de instantáneas aprovechables y dignas del perfil de Instagram perfecto. 

- Aunque sí, es relativamente sencillo hacer una foto bien compuesta y encuadrada, sobre todo gracias a nuestra galería con 16 trucos para tomar mejores fotos en Instagram. Pero piensa que lo difícil a menudo es no hacer algo que sea exactamente igual a las otras mil fotos que hay sobre el tema. Como esa fotografía eterna en la piscina llena de sprinkles de la que todo el mundo abusa en el Museum of Ice Cream y por culpa de la cual Marta aún tiene virutas dentro de los oídos...

- Tienes que pensar en todo. También el vestuario y el maquillaje. No vaya a pasarte como a Beyoncé y vayas al museo del helado con un vestido cuyo estampado se pelea con las paredes. Piensa en los colores de aquello que quieres fotografiar y opta por un look que combine bien.

- La luz es otro elemento que puede significar la diferencia entre una buena y una mala fotografía. Trata de evitar sombras, elementos fotografiados que quedan demasiado oscuros o demasiado saturados. Y sí, los filtros pueden arreglar muchas cosas, pero no todo.

img-2070

Hay maneras diferentes de practicar el arte del autorretrato.

Patricia Puentes/CNET

- Aunque no lo parezca -- sobre todo a juzgar de las más de 300 millones de instantáneas clasificadas con la etiqueta "#selfie" --, en la vida no son todo selfies. Tampoco retratos. Y es que a veces la fotografía de un objeto, un detalle o hasta un reflejo luminoso, pueden ser la instantánea perfecta. 

- Pero si estás "obligado" a hacerte un autorretrato, trata de buscar soluciones diferentes o alternativas a lo que hemos visto reproducido tantas veces y hasta la saciedad. Como la fotografía de tu reflejo en una superficie brillante.

- Ten en cuenta que el selfie es en realidad más complicado de lo que pueda parecer. Y eso es algo que se aprende a base de quedar muy mal en muchos de ellos. Me duele escribir esto, pero no le hagas ascos al típico palo de selfie que puede hacer tu vida un poquito más fácil y te ayudará a alejar el teléfono de la cara lo justo para que tu nariz no se vea tan grande.

img-2069

Trata de encontrar fotos y ángulos diferentes.

Marta Franco/CNET

- Y lo más importante que podemos tratar de inculcarte en realidad... aprovecha lugares como el Museum of Ice Cream creados específicamente para la era de Instagram y por favor deja de hacerte fotos delante de cuadros impresionistas que no sobrevivirán a tanto flash y abandona ese intento por tratar de fotografiar pinturas cuyas reproducciones puedes encontrar en la tienda del museo

¿Quieres más trucos para hacer buenas fotografías? Échale un vistazo a nuestra sección fotográfica.

No te pierdas toda nuestra cobertura sobre cine, series y cultura popular en la sección de cultura popular de CNET en Español.