CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Cómo hacer llamadas a teléfonos fijos con Google Voice

Esta aplicación móvil y de escritorio te permite comunicarte con personas que no tengan datos o Wi-Fi, por lo que compite directamente con Skype.

Google
Close
Drag
Autoplay: SI Autoplay: NO

No podemos asumir que todo el mundo está conectado a internet.

Por este motivo, desde hace 5 años Google diseñó su servicio Google Voice, para hacer que sea posible contactar a teléfonos fijos físicos desde una página Web en la computadora, desde Gmail, también en la portátil, o desde el app Google Hangouts en el teléfono.

Hay muchas opciones para usar esta función, pero lo primero es configurar una cuenta y así es como debes hacerlo:

Ve a la página Google.com/Voice con tu sesión de Gmail abierta y elige desde qué cuenta de email quieres crear tu nuevo número de teléfono. Aquí tienes dos opciones: utilizar tu mismo número de teléfono celular para Google Voice, o crear uno nuevo. Te recomendamos esta última opción por varios motivos:

* Seguridad: puede que alguien te pida tu teléfono, pero no quieres darle tanto acceso como si le brindaras tu celular personal.

* Trabajo: muchas personas optan por Google Voice para rellenar su teléfono en las tarjetas corporativas, de este modo controlan mejor cuando contestar y las llamadas no interrumpen la vida privada.

* Búsqueda de trabajo: si entregamos nuestro CV a muchas empresas o consultoras de recursos humanos, puede que nos lleguen muchas llamadas a nuestro teléfono, por eso con Voice evitamos esta avalancha.

* Si odias el teléfono: con el email y el chat, el teléfono se volvió una tecnología que invade. Si quieres deshacerte de las llamadas sin perder información sobre quién llama y por qué, este servicio es para ti.

Configura tu número

Desde la página Web de Google Voice, sigue una serie de pasos simples para configurar este segundo teléfono. Se te pedirá tu número de celular real, y cuando lo ingreses te llegará una llamada automática de Google para verificar este teléfono con un código de dos dígitos.

Una vez que haces esto, aparecerán varias opciones aleatorios de números de teléfono, y puedes elegir uno. En esta instancia, te pide también tu número de código postal en Estados Unidos, porque, por ahora, sólo se pueden realizar llamadas desde este país.

Lo que puedes hacer

Desde esta interfaz de escritorio, puedes realizar tanto tareas activas como pasivas. Tienes la posibilidad de llamar y mandar mensajes de texto, pero también puedes recibir llamadas, textos y tienes una carpeta especial para tus mensajes de voz.

Una novedad reciente de Google Voice es que ahora también transcribe los mensajes de voz en español. Esto quiere decir que cuando alguien te llame y deje un mensaje de voz en tu contestador, Google te informa tanto en voz como en texto el contenido de ese mensaje. La voz es automática, pero traducir el mensaje a texto no es instantáneo.

Otra función nueva de Google Voice es que se pueden enviar y recibir mensajes de texto con fotos, algo que hasta hace poco no se podía. El envío de imágenes también demora un poco: en nuestras pruebas hasta llegó a tardar 10 minutos para recibir un mensaje con este tipo de contenido.

Desde dónde puedes llamar

Pero toda la actividad no se concentra en la página de Google Voice, sino que también puedes hacer llamadas desde Google Hangouts en Gmail y desde la aplicación móvil de Google Hangouts en tu teléfono celular.

En Gmail, es súper simple: marcas el número de teléfono en el signo "+" arriba de todo a la derecha en el chat de Google Hangouts y, en vez de ver el redondel con los perfiles de tus contactos, verás el logo de un teléfono. Si es que tratas de comunicarte con un número extranjero, no te olvides de colocar el código del país.

Puedes comprar el crédito de dinero que crees que usarás. Las llamadas internacionales cuestan 16 centavos por minuto, por lo que una llamada de media hora te costaría 4 dólares y medio. Para las llamadas locales, es gratis.

Desde el móvil, tienes que ir a la aplicación de Google Hangouts. Si tienes Gmail, la tendrás que descargar por separado, tiene un logo verde en forma de comillas. Desde aquí, dónde verás tus chats más recientes, dirígete al signo de teléfono abajo a la derecha. Sólo presiona este botón y marca el número al que desees llamar.

Google Voice cumple el cometido que muchos servicios de llamadas no pueden, como Facebook Messenger o WhatsApp, que dependen de la conexión a internet o a datos de ambas partes para que la comunicación sea posible. En cambio, Google Voice sabe que a veces tienes que conversar con alguien que no tiene por qué tener una existencia en línea ininterrumpida, y que es algo que pocos servicios brindan, como Skype.

Y recuerda, también es una buena opción si eres de los que deja el teléfono sonar sin atenderlo nunca...