CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Ciencia

El gigantesco cohete que enviará a un Tesla Roadster a Marte

El nuevo juguete de la compañía de cohetes comerciales de Elon Musk, SpaceX, fue mostrado al mundo en el Cabo Cañaveral previo a su lanzamiento inaugural programado para enero.

heavy

Una vista de la parte inferior del cohete Falcon Heavy y sus 27 motores Merlin en el hangar que tiene SpaceX en Cabo Cañaveral.

SpaceX

Elon Musk nos ha dado un primer vistazo del cohete que lanzará SpaceX para el vuelo espacial pesado que planea para 2018.

El presidente de la compañía de cohetes comerciales y fundador del fabricante de automóviles eléctricos Tesla tuiteó el miércoles fotos del cohete Falcon Heavy de SpaceX en el hangar en Florida, donde se prepara para su lanzamiento inaugural en enero.

"El lanzamiento del cohete Falcon Heavy en la misma plataforma de la @NASA donde estuvo el cohete lunar Saturn V del Apollo 11", escribió Musk en la red social. 

Luego de años de retrasos, el poderoso cohete -- que esencialmente son tres cohetes Falcon 9 unidos con una segunda plataforma agregada en la parte superior del cohete del medio --  está listo para brillar en sociedad. Llevará una carga bastante inusual para su lanzamiento de demostración.

"La carga será mi Tesla Roadster color cereza, tocando 'Space Oddity'", dice el mensaje de Musk enTwitter.

El próximo lanzamiento es el más reciente paso en la gran visión de Musk de utilizar una empresa comercial para colonizar el sistema solar, comenzando con la Luna y Marte.

SpaceX en realidad no es la única con intereses más allá de la Tierra. La exploración espacial alguna vez se consideró del interés sólo de gobiernos, pero algunas empresas privadas se han acercado a la plataforma de lanzamiento desde el comienzo del milenio. Blue Origin, fundada por el presidente de Amazon, Jeff Bezos, también ha lanzado cohetes. Y Virgin Galactic, iniciada por el cofundador de Virgin Group, Richard Branson, busca convertirse en la "primera línea espacial comercial del mundo" para pasajeros privados.

En cuanto al lanzamiento de enero, el Falcon Heavy está diseñado para llevar al espacio mucho más que solo un Tesla: sus 27 motores Merlin pueden generar más de 5 millones de libras de empuje capaces de enviar un avión 737 completamente cargado a órbita, según a la compañía. Esa cantidad de poder fácilmente lo convierte en el cohete más poderoso en operación actualmente, rivalizando con las capacidades del enorme cohete Saturn V que envió astronautas a la Luna y que más tarde inspiraría a un joven Elon Musk.

"(El Saturn V) tenía 50% más empuje (que el Falcon Heavy) con cinco motores F-1 a 7.5M lb-F", escribió Musk. "Me encanta ese cohete".

Musk dijo que la primera misión del Falcon Heavy, que aparentemente está diseñada para proyectar su Tesla hacia Marte, verá el cohete funcionando a aproximadamente 92 por ciento de su capacidad total. Si todo va bien, será seguido por el espectáculo de intentar aterrizar los tres núcleos de cohetes Falcon de la misma manera en que la compañía ha recuperado las primeras etapas del Falcon 9. 

No se ha establecido una fecha específica para el primer lanzamiento en enero, pero SpaceX ya está planeando lanzar tres satélites comerciales y una carga de la Fuerza Aérea de Estados Unidos con el Falcon Heavy, según su manifiesto de lanzamiento.

Eso, a menos que el primer lanzamiento y su Tesla Roadster "exploten en ascenso", como dice el mismo Musk, lo que probablemente genere más retrasos.

Pero si el Falcon Heavy despega, es un paso importante hacia mayores alcances de SpaceX. El cohete sucesor al Heavy será el llamado "B.F.R.", que Musk espera que lleve humanos a Marte en las próximas décadas.