CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas
Industria de la tecnología

Apple, 'ofendida' por reporte de la BBC sobre fábricas chinas

Un ejecutivo de la gigante de Cupertino mandó un memo a sus empleados para desestimar un reporte de la BBC que dice que sus trabajadores en China son maltratados.

Una fábrica de iPhones en Shanghai. Jay Greene/CNET

Apple ha reaccionado -- al menos internamente -- ante un reporte de la BBC que afirma que el fabricante del iPhone no está haciendo lo suficiente para mejorar las condiciones de trabajo en las fábricas de sus proveedores chinos.

El programa de la BBC, Panorama, que salió al aire a principios de esta semana, envió un grupo de reporteros encubiertos a unas fábricas afuera de Shanghai donde se manufacturan iPhones y iPads. Los reporteros llegaron a la conclusión de que las fábricas, propiedad de Pegatron, un proveedor de Apple, violaban los derechos laborales básicos de los trabajadores, incluyendo hacerlos trabajar en exceso y no permitirles tomar tiempo libre.

Jeff Williams, vicepresidente principal de operaciones de Apple, al parecer siguió de cerca el reporte, pues envió una nota emitida a por lo menos sus empleados en Reino Unido diciendo que él y el presidente ejecutivo, Tim Cook, estaban "profundamente ofendidos" por las aseveraciones, según el diario The Telegraph, que obtuvo una copia del presunto documento. Williams agregó que el informe de Panorama "da a entender que Apple no está mejorando las condiciones de trabajo" y dijo que esto no podía "estar más lejos de la verdad."

Los socios de Apple en China han estado bajo escrutinio después de que fueron descubiertos problemas en las fábricas hace varios años, incluyendo el empleo de menores de edad, condiciones de trabajo inseguras y salarios muy por debajo del mínimo.

Apple respondió a las acusaciones en ese momento pidiéndole al Fair Labor Association, un grupo independiente, que investigara a las empresas y las instalaciones de suministro de sus productos en China. Después de que la investigación encontró problemas, Apple se comprometió a garantizar que sus proveedores estén alineados con los estándares globales de empleo.

En los últimos años, Apple ha estado proporcionando lo que llama un "Informe de Progreso" sobre el estado de las condiciones de trabajo en sus instalaciones en todo el mundo. La compañía también tiene una sección especial sobre "Responsabilidad de los proveedores" en su sitio web, donde describe cómo utiliza la formación en derechos de los trabajadores y la supervisión constante para asegurar que sus proveedores actúen dentro de los límites legales.

Una de las preocupaciones señaladas en el informe de Panorama fue que las instalaciones de los proveedores de Apple explotan en exceso a sus empleados. En contraste, el sitio web de Apple muestra los resultados de una auditoría en curso donde se establece que el cumplimiento en cuanto a horas de trabajo -- que requiere que los empleados trabajen no más de 60 horas por semana -- fue superior al 85 por ciento en octubre, el último informe del periodo.

El informe de 2014 de la compañía señala que Apple entrenó a 1.5 millones de trabajadores de su cadena de abastecimiento sobre sus derechos laborales en 2013, añadiendo que llevó a cabo 451 auditorías en su cadena de suministro que cubría casi 1.5 millones de trabajadores que producen dispositivos de Apple. De acuerdo con la carta emitida por Williams, Apple completó 630 auditorías en su cadena de suministro en 2014.

Sin embargo, las afirmaciones hechas en contra de Apple han alterado los ánimos de la compañía. Periodistas de Panorama argumentaron que los esfuerzos de Apple hacia el mejoramiento de las condiciones de trabajo podrían estar fuera de sintonía con sus comentarios públicos y que las condiciones de trabajo dentro de las instalaciones del proveedor de Apple no están mejorando.

"No voy a bucear en cada cuestión planteada por Panorama en esta nota, pero pueden estar seguros que tomamos todas las acusaciones en serio, y que investigaremos todas las aseveraciones", escribió Williams, de acuerdo con la supuesta nota. "Sabemos que hay un montón de cuestiones, y nuestro trabajo nunca termina. No descansaremos hasta que cada persona en nuestra cadena de suministro sea tratada con el respeto y la dignidad que se merecen".

Apple no respondió inmediatamente a la solicitud de CNET para hacer comentarios al respecto y hasta ahora tampoco ha hecho comentarios públicos sobre el informe de la BBC.