CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Apple muestra su lado oscuro y revoca la licencia a Monster

Según el 'Wall Street Journal', la fabricante de audífonos dijo que Apple tomó represalias por la demanda contra Beats por supuesta adquisición fraudulenta.

Monster no podrá hacer más accesorios certificados para Apple. Sarah Tew / CNET

Apple habría revocado la licencia para hacer accesorios certificados para sus dispositivos por parte de Monster, según pudo conocer Wall Street Journal.


La decisión tomada por la empresa fabricante del iPhone llega meses después de que Monster demandara a Apple Beats Electronics -- la compañía resultante de la adquisición de Beats --, por una supuesta compra fraudulenta del negocio dirigido por Jimmy Lovine y el rapero Dr. Dre y en el cual Monster tenía una participación poco antes de la negociación con Cupertino.

Apple ha revocado el contrato a Monster desde mayo, lo que le permitirá a la compañía continuar vendiendo audífonos y otros accesorios certificados por Apple hasta septiembre, pero le obliga a parar la producción de nuevos dispositivos que pretendía poner a la venta para la época navideña.

Monster trabaja desde 2005 con el programa "Made for iPhone/iPod/iPad" (MFI, por sus siglas en inglés), lo que le ha permitido tener desde entonces una línea de al menos 900 modelos de productos de los 4,000 que han fabricado durante los últimos años.


Según explicó el asesor legal de Monster, David Tognotti al Journal, los abogados de Apple dijeron que el acuerdo del programa MFI se daba por terminado el 5 de mayo, debido a que la relación entre las dos compañías ya no era "mutuamente beneficiosa" a raíz de la demanda presentada.

Tognotti dijo que los abogados de Apple le insinuaron que la demanda habría "destruido la relación de trabajo" entre las dos empresas. "Esto muestra un lado de Apple que los consumidores no ven muy a menudo", dijo el asesor legal.

La demanda interpuesta (PDF) por Monster acusa a Lovine y Dr. Dre de "comprar impropiamente" la cadena mundial de distribución de Monster y parte de su propiedad intelectual sobre el desarrollo de la marca Beats. De hecho, se les acusa de montar una "farsa" sobre la situación real de la empresa para que los demandantes tuvieran menos ganancias de las que les habrían correspondido de mantenerse en la compañía unos meses más, hasta la adquisición por parte de Apple.

Apple no hizo ningún comentario a la fuente sobre la demanda ni el cese del convenio MFI con Monster.

Close
Drag
Autoplay: SI Autoplay: NO