CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas
Móvil

El iPhone 7 podría romper la racha de pérdidas de Apple

Sin embargo, nadie espera una verdadera sorpresa respecto de los resultados de la compañía durante su primer trimestre fiscal.

Sarah Tew/CNET

Hace dos años, los analistas no podían encontrar suficientes adjetivos elogiosos para describir los resultados del primer trimestre fiscal de Apple

"Impresionante", "sobresaliente" y "monstruoso" fueron algunas de las reacciones que generó el avasallador trimestre de Apple. Alguien más simplemente exclamó: "¡wow!"

El iPhone 6 y el 6 Plus, los primeros teléfonos de Apple de gran pantalla, llevaron a la compañía a superar las más altas expectativas de Wall Street. Apple vendió más iPhones que nunca -- 74.5 millones de dispositivos en 90 días -- lo que llevó a la compañía a romper el récord mundial de ganancias en un trimestre.

Llegamos a 2017. Es improbable que vayamos a escuchar las mismas muestras de entusiasmo cuando Apple reporte el martes los resultados de su primer trimestre, que concluyó a finales de diciembre. Eso se debe a que el iPhone 7 no ha sorprendido tanto como su hermano mayor.

Reproduciendo: Mira esto: La doble cámara del iPhone 7 Plus en acción
2:57

El iPhone nunca ha sido tan importante para Apple como ahora, ya que el dispositivo genera dos terceras partes de las ventas de la compañía. Una buena parte del ingreso que no viene directamente del iPhone, como los servicios, también está vinculado al teléfono. Pero Apple, como otros fabricantes de móviles, está enfrentando un decaimiento en el interés por los teléfonos, algo que hizo que las ventas de iPhone cayeran por primera vez en la historia en 2016.

Los analistas esperan que Apple diga que vendió más iPhone en su primer trimestre de los que vendió hace un año (78 millones contra 74.8 millones del año pasado, de acuerdo con UBS), rompiendo su racha de descenso en ventas de tres trimestres. Pero no esperan estar cerca del bombazo en ingresos del año fiscal 2015.

Apple no hizo comentarios antes de presentar su reporte de ingresos.

Los iPhones más recientes, el 7 y el 7 Plus, agregaron características como mejores cámaras y resistencia al agua, que han complacido a muchos compradores. Pero su diseño se parece mucho a los iPhone 6 y 6 Plus de hace dos años, y al 6S y al 6S Plus de hace un año. Eso llevó a mucha gente a optar por teléfonos más viejos en lugar de comprar los más grandes y recientes modelos de Apple, dice el analista de Barclays, Mark Moskowitz.

Además de eso, la gente no está desesperada actualizando sus teléfonos con tanta frecuencia, dijo. "Los teléfonos inteligentes en general han evolucionado tecnológicamente para ser algo más que sólo lo suficientemente buenos para cumplir con las necesidades digitales de los usuarios a lo largo de varios años o hasta que el dispositivo se descomponga", dijo Moskowitz.

Apple no es la única compañía que está viendo este cambio. El mercado de los smartphones en su totalidad se ralentizó en los pasados trimestres al tiempo que los consumidores están padeciendo "fatiga telefónica". La distribución de teléfonos a nivel global se mantuvo intacta en 2016, de acuerdo con el rastreador de mercado IDC. El incremento estimado del 0.6 por ciento hasta llegar a 1,450 millones de unidades es mucho menor que la tasa de crecimiento del 10.4 por ciento que la industria experimentó entre 2014 y 2015.

La temporada festiva suele ser el trimestre más importante para Apple, gracias a la gente que compra regalos y al hecho de que es el primer trimestre completo de ventas con el iPhone más reciente.

En general, los analistas esperan que Apple reporte ganancias de US$3.22 por acción, un descenso frente a los US$3.28 de hace un año, de acuerdo con Yahoo Finance. Los ingresos deberían crecer en 2 por ciento año a año, hasta alcanzar US$77,400 millones. (En octubre, Apple proyectó ventas de entre US$76,000 millones y US$78,000 millones, por encima de las estimaciones de analistas en ese momento).

El trimestre actual, el cual termina en marzo, tampoco se espera sea sorprendente. Algunos analistas dicen que Apple podría pronosticar un ingreso más débil de lo que anticipa Wall Street. (Actualmente los analistas esperan que los ingresos de Apple para el segundo trimestre fiscal lleguen a un total de US$54,000 millones, un incremento del 6.9 por ciento frente al año pasado). Junto con una demanda por teléfonos más débil, algunas personas podrían esperar a lo que podrían ser enormes cambios en el iPhone 8, el cual, si Apple sigue el mismo calendario que en años recientes, será dado a conocer en septiembre.

Ese teléfono marca el décimo aniversario del primer iPhone y lo que se anticipa es que Apple haga importantes modificaciones en el diseño, agregando una pantalla OLED al dispositivo por primera vez, que hace que los negros sean más profundos. Tal vez incluso reduzca el bisel alrededor de la pantalla -- o la elimine del todo -- para hacer la pantalla táctil más grande.

La analista Morgan Stanley, Katy Huberty, dijo que el iPhone 8 podría generar un "superciclo" de ventas, con una expectativa de crecimiento en cuanto a la distribución de iPhones de al menos 20 por ciento en 2018.

Pero por ahora, Apple está a punto de atravesar lo que podría ser un año fiscal 2017 aburrido.