Alfredo Ayala: un 'ingeniero de la imaginación' al frente de Walt Disney

[Latinos en tech 2015] Este científico de origen mexicano tiene bajo su nombre alrededor de 10 patentes y sus proyectos -- anteriores y actuales -- son catalogados como 'secretos'.

Cortesía Disney

Trabajar para la compañía en la que los sueños cobran vida es ilusión de todo niño, pero lograrlo no es tarea fácil. Para Alfredo Ayala, bastó con romper los esquemas a la hora de solicitar una pasantía en Walt Disney.

"Algunos dicen 'quiero aplicar para trabajar en una compañía'", cuenta Ayala sobre su manera tan sui generis de solicitar una pasantía en Walt Disney. "Lo que yo hice fue escribir una solución para la piel de los robots".

Eso fue en 1993 y Ayala, de 27 años y con un bachillerato en química e ingeniería electrónica de la Universidad de Los Ángeles, escribió en su aplicación una fórmula química para solucionar el problema que enfrentaban los ingenieros de Walt Disney para que la piel de los robots y personajes en los parques de diversiones luciera más real. "Se interesaron [en la fórmula] y el mismo día en que acudí a la entrevista, me propusieron trabajar en Disney".

top-latinos.png

Fue así como una pasantía que supuestamente duraría tres meses se convirtió en una carrera de más de 22 años en Disney, que llevó a Ayala -- hoy de 49 años -- a encabezar Walt Disney Imagineering, una división que combina las ciencias para encontrar soluciones creativas, allí donde se hace la magia, según el propio motto de esa división.

Es en Walt Disney Imagineering donde los imagineers (o ingenieros de la imaginación) -- como se les conoce a los empleados de la división --, combinan las fantásticas historias de Disney con la tecnología para dar vida a los juegos mecánicos y atracciones eléctricas que vemos en los famosos parques de diversiones de la compañía.

El interés de Ayala por la química fue algo nato, pero que tuvo que descubrir poco a poco. "Mi mamá me llevaba a la biblioteca y leía libros de ciencias y matemáticas", recuerda Ayala, aunque comenzó a interesarse más en la química luego que su papá le compró un juego de química para hacer experimentos y comenzó a explorar una carrera en ciencias.

El apoyo de sus padres originarios de Santa María del Oro en el estado de Nayarit, México, no fue el único impulso que recibió Ayala para seguir el camino de la química. "Ahí [en la universidad]fue cuando conocí a un hombre especial", dice Ayala haciendo referencia a su paso por la universidad de Los Angelescuando conoció a Carlos Gutiérrez, un profesor de química a quien considera un padre y mentor.

Actualmente, dos décadas y diez patentes bajo su nombre después, Ayala lidera los Estudios Avanzados en Imagineering, una división de Walt Disney Imagineering, donde se conciben y desarrollan los juegos y atracciones que operarán en los parques de diversiones dentro de 5 o incluso diez años.

Si bien el esfuerzo y el personal involucrado depende del tamaño de la atracción, en promedio se requieren de unas 100 personas de hasta 140 diferentes disciplinas como las matemáticas y química para una sola atracción, cuyo desarrollo puede tardar hasta cuatro años.

Con tanto esfuerzo puesto en una sola atracción, la retribución para Ayala va más allá del reconocimiento o el dinero. "Cuando las personas van a los parques y piensan, '¿cómo lo hacen?', para mí eso es lo importante; para mí es darme cuenta que mis ideas se hacen realidad'.

Más allá de las creaciones que pueden ser vistas ya en los parques, poco se sabe de lo que Ayala, un fanático del personaje Pluto de Disney, trabaja dentro de su laboratorio. En entrevista, nos dijo estar involucrado en el trabajo del área temática de Star Wars en los parques de diversiones, aunque no puede dar más detalles, pues su trabajo es catalogado en Disney como "confidencial".

Entre los proyectos futuros que pronto veremos de Ayala y su equipo en Estudios Avanzados están los autonomatronics, las famosas figuras mecánicas con movimientos humanos, y una atracción dedicada a Luigi, el reconocido carrito italiano de Cars y que pronto veremos en los parques.

"Lo que hace bonito a Imagineering es usar la tecnología para contar una historia. Como dicen, 'el arte es nuestra moneda para la humanidad', pues Imagineering es la moneda para la imaginación y creatividad", dijo.

Corrección: esta nota se modificó el 18 de septiembre de 2015 para reflejar que el juego de Luigi es del personaje de Cars; y que Star Wars será una sección de juegos dentro de los parques existentes. Asimismo, cambiamos la descripción de losautonomatronics.

Close
Drag
Autoplay: SI Autoplay: NO