CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

Móvil

El 2018 puede ser el inicio de una vida sin cables, de verdad

La conjunción de tecnologías y productos ayuda a allanar el camino para una vida libre de enredos.

A lo mejor no lo recuerdas, pero hubo una época en que tenías que conectar un cable al costado de tu computadora si querías leer tu correo electrónico.

Hoy las conexiones Wi-Fi hacen de esto algo raro, pero es sólo el comienzo. Fuerzas tecnológicas están convergiendo para hacer que muchos de los cables que complican la vida se conviertan en reliquias. El 2018  quizás no sea el año en que desparezcan todos los cables de tu casa, pero pudieran dar inicio a una nueva fase de simplificación.

Todo empezará probablemente con el dispositivo que más usas todos los días: tu teléfono. Muchos teléfonos ofrecen carga inalámbrica desde hace años, pero el hecho de que Apple haya aceptado la tecnología este año con el iPhone 8 y el iPhone X envía un fuerte mensaje a los consumidores cautelosos y a los fabricantes de teléfonos que aún no se han decidido.

Apple's iPhone 8 and iPhone X can juice up with a wireless charging mat.

El iPhone 8 y el iPhone X de Apple se pueden cargar inalámbricamente.

James Martin/CNET

Otro de los cables que pudieran pasar al olvido es el de los audífonos, el cable de la electricidad de tu laptop y quizás hasta tu conexión de banda ancha de internet. Todo es parte del avance inexorable hacia diseños que son más fáciles de instalar, mantener y usar sin cables. Ese sueño preciado de un sistema de entretenimiento en casa sin cables ya no parece cosa del futuro lejano.

"En los últimos 10 años hemos observado una tendencia a eliminar las partes mecánicas de movimiento de los teléfonos, cualquier compartimiento que se puede abrir", dijo Ian Fogg, analista de IHS Markit. "En algún momento pudiéramos ver la eliminación del puerto de datos también, de manera que no haya puerto alguno".

Pero no nos engañemos: los cables no van a desaparecer complemente a mediano plazo, mucho menos en 2018. Sencillamente son muy útiles para transferir datos y electricidad con rapidez, economía y seguridad. Por ejemplo, todavía necesitas un cable que conecte el cargador inalámbrico al tomacorriente. Pero para el diario, esa tecnología significa que sencillamente puedes colocar el teléfono, o incluso tu computadora portátil, sobre un dispositivo de carga inalámbrica y olvidarte de los cables.  

This Ikea wireless charging lamp shows how wireless charging can declutter your desk or living room. An Apple iPhone 8 or Samsung Galaxy S8 will top up its battery when set on the lamp's base.

Esta lámpara de carga inalámbrica de Ikea muestra cómo puedes eliminar cables de tu escritorio o salón de estar. El Apple iPhone 8 o Samsung Galaxy S8 se pueden cargar colocándolos sobre la base de la lámpara.

Ikea

Qi es la clave

La carga inalámbrica de teléfonos había sido un desastre debido a las diferentes normas. Nadie querría tratar de cargar un teléfono en una oficina, cafetería, hotel o automóvil y darse cuenta que el sistema es incompatible. La industria ha aceptado en lo general la norma llamada Qi. Por ejemplo, al día siguiente que Apple anunció que sus nuevos teléfonos iban a usar Qi, el fabricante de cargadores inalámbricos Powermat anunció que sus puntos de carga inalámbrica en las cafeterías Starbucks serían compatibles a futuro con Qi.

Samsung apoya Qi en sus teléfonos Galaxy S8 y Note 8. El gigante de los muebles Ikea vende lámparas con estaciones de carga inalámbrica Qi incorporadas, y fuera de la casa, la norma ya se usa en autos de Ford, Audi, BMW, Toyota, Honda, Chrysler, Hyundai y Volkswagen.

También hay computadoras portátiles que se cargan inalámbricamente –la Dell Latitude 7285, por ejemplo– pero por el momento no son muy comunes. Una laptop consume mucha corriente y las estaciones de carga son más caras: US$200 en el caso de Dell.

Quizás más interesante para los dueños de portátiles es una tecnología llamada WiGig que transmite datos muy rápido inalámbricamente dentro de una habitación. Eso puede ayudar con las estaciones de acople: Cuando abres tu portátil en cualquier lugar de una habitación, se conecta inalámbricamente con una estación de acople que maneja las conexiones con cable a discos duros externos, monitores, bocinas y otros dispositivos.

Grupos del sector como Wi-Fi Alliance y el IEEE están trabajando en una tecnología WiGig de segunda generación, llamada 802.11ay, que debe mejorar la velocidad y el alcance, y quizás mejorar la tecnología para gafas de realidad virtual de alta gama sin cables conectados a la computadora. Pero la versión final de WiGig 2.0 probablemente no llegue hasta 2019.

Los molestos cables

Es una maravilla que nuestros teléfonos pueden ofrecernos tantas cosas, canciones, podcasts, videoconferencias y programas de televisión. Pero desenredar el cable de los audífonos es siempre una molestia. Para bien o para mal, varios fabricantes de teléfonos planean quitarnos ese problema de encima eliminando el conector de audio de 3.5 mm y ofrecernos conexiones inalámbricas de audio por Bluetooth.

Claro que todavía puedes conectar tus audífonos a un puerto Apple Lightning o a un puerto USB-C con la ayuda de un dongle. Pero Apple preferiría que compraras unos AirPods inalámbricos de US$159 y Google te propondría sus Pixel Buds, también de US$159. Google ni siquiera incluye audífonos en la caja del Pixel 2.

Apple Airpods pipe music, podcasts and phone calls from your phone to your ears with a Bluetooth radio link, not wires. Expect more competitors as more phones without 3.5mm audio jacks arrive.

Los audífonos Apple Airpods te permiten escuchar música, podcasts y llamadas desde tu teléfono con un enlace de radio Bluetooth. Se deben esperar más competidores a medida que más teléfonos pierden el conector de audio de 3.5 mm.

Sarah Tew/CNET

Desafortunadamente, los audífonos Bluetooth de ala calidad son caros, a veces es difícil parearlos con tu smartphone o computadora portátil y quizás la batería no les dura mucho. También tienes que preocuparte de no perder la cubierta de carga si compras unos de los buenos, como los AirPods, Pixel Buds o los Gear IconX de Samsung, que cuestan US$200.

Y otra cosa: "La calidad del audio es inferior a la de unos audífonos con cable porque la señal de audio se comprime en la conexión Bluetooth", dijo Fogg. El grupo que trabaja con Bluetooth ha reducido las exigencias de consumo de electricidad y trata de mejorar la calidad del sonido de la música, pero por ahora los audiófilos deben proceder con cautela.

Sin embargo, para 2022, la desaparición del conector de audio de 3.5 mm ayudará a encaminarnos a comprar 285 millones de dispositivos de escucha, como los audífonos inalámbricos, calcula la firma Juniper Research. Para muchos de nosotros, eso comienza el próximo año.

¿Banda ancha sin cables?

La próxima generación de tecnología celular, conocida como 5G, pudiera hacer maravillas para eliminar ese molesto cable coaxial en tu casa.

La telefónica Verizon informó el mes pasado que planea comenzar a vender servicio 5G como reemplazo de la banda ancha casera tradicional en varias ciudades de Estados Unidos en 2018, y Sacramento, California, será la primera. Las redes 5G prometen ser entre 10 y 100 veces más rápidas que las conexiones móviles LTE de ahora y que la velocidad normal de la banda ancha casera.

AT&T ya está probando tecnología 5G en empresas y residencias en Austin y Waco, Texas, y en South Bend, Indiana, como parte de un plan para ofrecer servicio de internet casero 5G. El sistema ofrece en este momento una velocidad de 1 gigabit por segundo, algo que hace unos años hubiera sonado a ciencia ficción en el caso de la banda ancha.

Las señales de radio de las redes 5G de próxima generación pueden entregar banda ancha de 1 gigabit sin usar cables, pero las señales de alta frecuencia quizás necesiten algo como este dispositivo de Nokia Bell Labs.

Stephen Shankland/CNET

La banda ancha inalámbrica es algo tremendo. Piensa en esto: significa que los instaladores no tendrán que estar pasando cables por las paredes para llegar al módem. O, en el caso de Verizon Fios, nadie tendrá que cavar en el suelo junto a tu casa para agregar una línea de fibra óptica.

Pero a las señales de radio de alta frecuencia que usan los servicios de banda ancha 5G les cuesta trabajo penetrar las paredes. De manera que la instalación probablemente será más complicada que sencillamente conectarse a un dispositivo de red lleno de antenas.

Seguimos eliminando cables

Lo que hoy llamamos carga inalámbrica no es tal completamente. Porque ese cargador inalámbrico hay que conectarlo con un cable al tomacorriente. Además, los dispositivos de carga pueden ser caprichosos, y tienes que colocar tu teléfono en el lugar preciso y quizás también preocuparte de recibir notificaciones de que el dispositivo no está colocado correctamente y no se carga.

Por esa razón algunas compañías como Energous and Ossia quieren eliminar los cables completamente enviando la electricidad por ondas de radio en cualquier parte de un entorno cerrado.

"Queremos hacer nuestra primera implementación en el segundo semestre de 2018", dijo Mario Obeidat, presidente ejecutivo de Ossia. Eso comenzará con accesorios como una cubierta con batería para tu teléfono, pro después se integrará directamente en los propios teléfonos y otros dispositivos como ruteadores Wi-Fi que puedan enviar tanto electricidad para cargar como datos, dijo.

La tecnología de Ossia, llamada Cota, es lo suficientemente poderosa como para cargar un teléfono, o dos, pero no una computadora portátil. "Cuando pensamos en carga inalámbrica, está en la casa, en las tiendas, en la oficina, en el carro, los lugares donde la gente se congrega".

Energous espera sacar al mercado trasmisores de carga inalámbricos con su tecnología WattUp para finales de 2018 con un alcance de unos tres pies, aunque los primeros dispositivos que usen cargadores WattUp deben llegar al mercado a principios del próximo año. En 2019 deben llegar los trasmisores WattUp con un alcance de 15 pies, dijo el presidente ejecutivo Steve Rizzone.

Uno de los primeros mercados de WattUp serán los audífonos para personas con problemas de la audición, que podrán cargarse mientras la persona los tiene puestos, dijo Rizzone. También se podrán configurar las prioridades de WattUp, de manera que, por ejemplo, cargue tus audífonos inalámbricos mientras estás fuera de casa y entonces carga tu teléfono cuando regresar del trabajo. Pero no debes esperar que un trasmisor mantenga cargos varios dispositivos a la vez.

La certificación de la Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos es el último obstáculo. "Creemos que podemos conseguirlo antes de finales de este año", dijo Rizzone.

Así las cosas, los cables seguirán siendo parte de nuestra vida en 2018. Pero año tras año, las tecnologías inalámbricas reducirán su presencia poco a poco.