CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas

Equilibrar la novedad con lo familiar

Sin nostalgias

Basta de Estrellas de la Muerte

Culto a los Jedi

Reducir elementos infantiles

Más guerreros Sith

Nuevos rostros

Volver a la esencia del género

Sensibilidad contemporánea

Más sables de luz

Envíen a los androides

El futuro ‘usado’

Un gran villano

Lucasfilm anunció el pasado noviembre que Rian Johnson, director de Star Wars: The Last Jedi, creará una nueva trilogía de La guerra de las galaxias, con nuevos personajes y sin la presencia de la familia Skywalker. Hemos consultado a los fanáticos de Star Wars en CNET en Español para saber que quisieran ver en la nueva trilogía. Una propuesta es que, en efecto, figuren nuevos personajes y planetas pero que haya referencias a lo ocurrido previamente en la saga.


¿Quieres seguir toda nuestra cobertura de cine, televisión y entretenimiento? Dale "Me Gusta" a nuestra página especial en Facebook

Texto de / Foto de Disney/Lucasfilm

Como todo comienzo, la nueva trilogía debe sentar las bases de nuevas historias. Lucasfilm ya confirmó que se explorarán nuevos planetas, así que luce sensato que no aparezcan personajes de la trilogía original, como un avejentado Chewbacca o R2-D2, cuya participación -- si no están los Skywalker -- lucirá forzada. Así que nada de nostalgias o copiar tramas del pasado, sino proponer nuevos argumentos.

Texto de / Foto de Lucasfilm

La trilogía original tuvo dos Estrellas de la Muerte. Y en The Force Awakens (2015) hubo la base Starkiller. Quizás sea hora de que la gente de Lucasfilm encuentre una amenaza diferente, en la que no aparezca un arma de tamaño planetario.

Texto de / Foto de Industrial Light & Magic/Lucasfilm

La nueva película quizás se llame The Last Jedi pero cuesta imaginar una nueva trilogía en la que no figure la Fuerza, la Orden de los Jedi y todas las creencias asociadas a esta fe galáctica. Ya Rogue One: A Star Wars Story (2016) adelantó algo de que el culto a la Fuerza podía tener expresiones distintas. Quizás sea hora de explorar cómo se reinventa la Orden de los Jedi luego de Luke Skywalker.

Texto de / Foto de Disney/Lucasfilm

No es lo mismo ver Star Wars cuando se es niño que cuando se es adulto. Lucasfilm ha tratado de atender ambas audiencias, introduciendo personajes dirigidos claramente a la audiencia infantil, como los Ewoks, R2-D2, Jar Jar Binks, BB-8 y ahora los Porgs (en la imagen, en Star Wars: The Last Jedi). No se puede complacer siempre a todo el mundo, así que Lucasfilm pudiera tratar de bajar la dosis infantil.

Texto de / Foto de Disney/Lucasfilm

Quienes han visto la serie animada Star Wars: The Clone Wars -- o recuerdan a Darth Maul en The Phantom Menace (1999) -- saben que los guerreros de la Orden de los Sith son una fuente inagotable de estupendos villanos. Los fanáticos saben de la interesante historia de su origen, así que la nueva trilogía pudiera hacer bien en explorar esta mitología y recurrir a estos atractivos "malos" de la saga.

Texto de / Foto de Keith Hamshere/Lucasfilm

Uno de los elementos que cautivó al público en Star Wars Episode IV: A New Hope (1977) fue la frescura de su elenco joven, integrado por los entonces nada famosos Mark Hamill, Carrie Fisher y Harrison Ford (en la imagen). Una nueva trilogía debería ofrecer un reparto con nuevos rostros, desconocidos por el gran público y que constituyan toda una revelación.

Texto de / Foto de Lucasfilm

En esencia, la Star Wars original de 1977 era una ópera espacial al estilo de los años 30, con naves espaciales, algo de romance y la estructura mítica del viaje del héroe, teoría literaria popularizada por el investigador Joseph Campbell que sirvió de inspiración a George Lucas. La nueva trilogía debe centrarse en contar una buena historia, con héroes y villanos, en el marco de una aventura espacial. Esa es una de las cualidades imperecederas del filme original.

Texto de / Foto de Lucasfilm

Es un clamor de las nuevas audiencias: el público quiere ver más diversidad en sus historias y personajes. Una nueva trilogía debe destacar la participación y empoderamiento de la mujer, lejos del estereotipo cinematográfico de la "damisela en peligro". El universo Star Wars debe tratar con respeto la diversidad racial y sexual, mostrando tramas inclusivos, cercanas a la sensibilidad contemporánea.

Texto de / Foto de Disney/Lucasfilm

Más allá de que sobrevivan los Jedi a la trilogía actual que produce Lucasfilm, nada fácil será aceptar una película de la saga en la que no haya sables de luz ("un arma para una época más civilizada" fue como la llamó Obi-Wan Kenobi en A New Hope). Los sables de luz son ideales para los duelos, para poner frente a frente a héroes y villanos, lo que no resulta totalmente efectivo cuando se disparan armas láser a bordo de una nave espacial.

Texto de / Foto de Disney/Lucasfilm

Una de las razones por las que A New Hope fue un fenómeno cultural en 1977 fue el diseño realista de los androides R2-D2 y C-3PO, con personalidad "humana" pero con un aspecto muy original. La trilogía actual introdujo a BB-8 (en la imagen) sabiendo que este era un elemento esencial al ADN de la saga. Así que la nueva trilogía deberá apelar a este recurso si desea cautivar al público amante de la ciencia ficción.

Texto de / Foto de Disney/Lucasfilm

Algo que fue muy criticado en las precuelas fue la dependencia de las pantallas verdes y los escenarios creados en computadora. Los efectos prácticos creados ante la cámara y las locaciones reales dotaron a la trilogía original de una sensación de que se estaba ante un "mundo real". La trilogía actual de J.J. Abrams y Rian Johnson comprendió estos y recurrió a estos elementos, que algunos han llamado "el futuro usado": naves espaciales pero con abolladuras y trajes sucios y polvorientos. Es ciencia ficción pero con la sensación de que todo tiene una historia detrás, de que hay una cultura que usa esos elementos. En la imagen, una escena de Star Wars: The Force Awakens (2015).

Texto de / Foto de Disney/Lucasfilm

No solo Star Wars fue la historia del nacimiento de un héroe, Luke Skywalker. Quizás no hubiera funcionado la trilogía original si no hubiese contado con un gran villano, temible y capaz de derrotar a los buenos. Ese fue el caso de Darth Vader (en la imagen, en Star Wars Episode V: The Empire Strikes Back). Kylo Ren todavía no ocupa ese sitio. Pero la nueva trilogía debe encontrar a ese personaje si desea cautivar al espectador con un gran conflicto.

Texto de / Foto de Lucasfilm
Fecha de publicación:
Próxima Galerías
Cómo recrearon a Rachael en 'Blade...
20