CNET también está disponible en español.

Ir a español

Don't show this again

guía de compras navideñas

Nos apostamos algo a que nunca antes habías visto una bocina como esta...

La Sonus Faber SF 16 es una bocina inalámbrica con un diseño único. Las "alas" están construidas con dos brazos de aluminio de fibra de carbono. En cada brazo hay un controlador con altavoces de agudos de media pulgada.

En la unidad principal hay dos subwoofers y según la compañía "optimizan extensiones de baja frecuencia".

Texto de / Foto de Ty Pendlebury/CNET

Si necesitas preguntar el precio, no te lo puedes permitir...

Dependiendo de a quién le preguntes, la Sonus Faber SF 16 cuesta entre US$9,600 y US$14,000.

La compañía sólo fabricará unas 200 unidades cada año.

Texto de

Una vista de las "alas" completamente extendidas.

La unidad central está hecha de madera de nogal doblada para tener cierta forma.

Texto de / Foto de Ty Pendlebury/CNET

El panel de control incluye botones para expandir o recoger las "alas".

Texto de

Las alas tienen cierto nivel de Mr. Spock. Si todavía estuviera vivo, Gene Roddenberry debería demandar.

Texto de / Foto de Ty Pendlebury/CNET

La bocina está diseñada para ser ante todo un altavoz inalámbrico. Usa tecnología DTS Play-Fi y transmitirá datos digitales con Wi-Fi a 24-bit/192kHz, además de funcionar para un sistema de varias habitaciones. Play-Fi es compatible con muchos servicios de transmisión de música como Spotify, Pandora, Tidal y Amazon Music.

Si quieres usarlo como un aparato de estéreo tradicional, también incluye entrada óptica, coaxial digital, análoga y USB.

Texto de / Foto de Ty Pendlebury/CNET

La bocina está siempre iluminada por una luz en la parte inferior. Un representante de Sonus Faber me dijo que la compañía está pensando en hacer que la intensidad de la luz se pueda regular.

Texto de / Foto de Ty Pendlebury/CNET

Aquí se pueden ver las alas en toda su extensión.

Texto de

El control remoto está hecho de una única pieza de aluminio.

Texto de / Foto de Ty Pendlebury/CNET

Las alas no son sólo un elemento estético, funcionan para ampliar el sonido de tu música. Escuchamos música con las alas extendidas y no extendidas. Cuando está completamente extendida la bocina ofrece una claridad difícil de conseguir con otros altavoces.

Texto de / Foto de Ty Pendlebury/CNET
Fecha de publicación:
Próxima Galerías
Ponte en forma con los audífonos JB...
6